Niña secuestrada hace 51 años encuentra a su familia gracias al ADN

Havana
algo de nubes
22.2 ° C
22.2 °
22 °
88 %
3.1kmh
20 %
Jue
28 °
Vie
28 °
Sáb
29 °
Dom
25 °
Lun
22 °

A pesar del tiempo transcurrido, la niña secuestrada pudo reencontrarse con su madre, su padre y sus hermanos, siguiendo las pistas del examen de ADN. ¡Todos estaban vivos! Ninguno podía creerlo.

Una familia logró reencontrase con su hija que fue secuestrada hace 51 años gracias a un examen de ADN.

El caso, sin dudas único, pues pocas veces logra descubrirse un secreto así después de tanto tiempo, le ha servido a ellos para enviarle un mensaje a los cientos de padres que han perdido a sus hijos; ya sea porque un extraño los haya secuestrado, ya sea porque uno de los dos padres se lo haya llevado a otro país, ya sea porque se hayan «perdido».

«Nunca pierdan la esperanza,» les han dicho.

La familia Highsmith quiere que todos aquellos que estén buscando a sus hijos perdidos nunca pierdan la fe. Si ellos lograron reunirse con su hija después de 51 años, ¡todos pueden!

Melissa Highsmith estuvo desaparecida durante 51 años. Desapareció el 23 de agosto de 1971. Su hermana, Sharon, dice que la familia quiere «recuperar los 50 años de tiempo perdido».

Melissa Highsmith fue secuestrada cuando era una niña pequeña en 1971. Foto: Cortesía de la Familia Highsmith

El reencuentro tuvo lugar durante el fin de semana de Acción de Gracias. Melissa, la niña que fue raptada hace 51 años, cuando apenas tenía 2 años de edad, estuvo junto a su hermana Sharon Highsmith, y otros miembros de su familia.

Melissa Highsmith fue secuestrada en 1971 cuando tenía 22 meses, dijo la familia de Fort Worth, Texas.

La niña desapareció después de que su madre, Alta Apantenco, de 22 años, pusiera un anuncio en el periódico local buscando una cuidadora. Ella se había separado recientemente de su esposo y necesitaba a alguien que cuidara a su hija mientras trabajaba como camarera en un restaurante local, según un comunicado anterior a Oxygen.com del Centro Nacional para Niños Desaparecidos y Explotados.

Una mujer respondió al anuncio y acordó encontrarse con Apantenco en el restaurante donde trabajaba, pero nunca se presentó. La misma mujer volvió a llamar más tarde y dijo que realmente quería el trabajo y que tenía otros niños a los que cuidar durante el día.

Apantenco accedió a contratar a la mujer sin siquiera verla, y la niñera luego recogió a Melissa. Esta se encontraba al cuidado del compañero de habitación de Apantenco en un apartamento. Este describió a la niñera como «vestida para impresionar» y dijo que llevaba guantes blancos. Esta fue una de las únicas pistas que tuvieron los investigadores durante décadas para seguir el rastro de la niña desaparecida y de su secuestradora.

Melissa Highsmith junto a su madre, Alta Apantenco. El encuentro tuvo lugar en el día de Acción de Gracias. ¡51 años después de que Melissa fuese secuestrada!

Su secuestradora fue la niñera que había contratado su mamá.

Melissa Highsmith había sido el foco de una búsqueda que duró más de cuatro décadas.

El caso resurgió de la atención de los medios en septiembre, cuando el NCMEC recibió un aviso anónimo de que había habido un “posible avistamiento” de Melissa en el área de Charleston, Carolina del Sur. La pista nunca daría resultado, pero provocó un renovado esfuerzo por encontrar a Melissa.

Su familia no la volvió a ver hasta el pasado fin de semana.

«No podía dejar de llorar», dijo otra de las hermanas, Victoria Garner, en una publicación de Facebook citada en el comunicado de prensa.

«Estaba llena de alegría y todavía estoy caminando en la niebla tratando de comprender que mi hermana está justo frente a mí y que la encontramos».

La familia dijo que encontraron una coincidencia con Highsmith a través de una prueba de ADN en el hogar el 6 de noviembre, el día en que celebraron una fiesta de cumpleaños en su honor, como lo habían hecho todos los años desde que desapareció. Su padre, Jeffrie Highsmith, envió recientemente una muestra de su ADN a 23andMe, y encontró una coincidencia con tres personas. Una de esas tres personas era Melissa Highsmith.

“¡Estamos más que encantados de anunciar que ENCONTRAMOS A MELISSA!”, escribió Sharon en una página de Facebook administrada por la familia, junto con fotos de un emotivo reencuentro con Melissa.

¡Todo gracias al bendito ADN!

«Es abrumador e increíble para mí», dijo Sharon Highsmith, de 45 años, en el comunicado de prensa.

Melissa abraza a su padre, después de 51 años.

«Hemos trabajado con las fuerzas del orden y hemos tratado de hacer nuestras propias investigaciones familiares privadas. Durante décadas, mis padres han perseguido pistas, contratando sus propios laboratorios e investigadores. Y, sin embargo, estas pruebas de ADN, que están disponibles para cualquiera, nos ayudaron a encontrar a nuestro ser querido perdido».

¡Todo fue gracias al ADN!

La familia le dio crédito a Lisa Jo Schiele, una científica de laboratorio clínico y genealogista aficionada, quien según el comunicado «ayudó a la familia a interpretar los resultados del ADN» y buscó en los registros públicos.

«Este no es el rompecabezas genealógico más difícil que he resuelto», dijo Schiele. «Espero que lo que hago dé a otras familias la confianza para hacer lo mismo».

En el comunicado de prensa, la hermana de Melissa dijo que durante 50 años su madre había «vivido con la culpa de perder a Melissa».

El comunicado dice que Apantenco, una madre soltera «temerosa de perder su trabajo», contrató a la niñera sin reunirse primero.

«Mi mamá hizo lo mejor que pudo con los recursos limitados que tenía», dijo Sharon Highsmith, y dijo que incluso su madre había lidiado con acusaciones de la comunidad, y a nivel nacional, que insinuaban que ella había lastimado y dado muerte a su propia hija.

Sharon Highsmith vive en España. Dijo que estaba «‘muy contenta de tener a Melissa de vuelta» y «agradecida de que hayamos reivindicado a mi madre». Sharon espera conocer personalmente a su hermana en Navidad.

En su comunicado de prensa criticó a las autoridades que se encargaron del allanamiento, y dijo que de no ser por el ADN, Melissa todavía estuviese perdida.

«Nuestra familia ha sufrido a manos de agencias que han manejado mal este caso», dijo en el comunicado de prensa, donde se critica especialmente a la policía y al FBI. Pero agregó que «en este momento solo queremos conocer a Melissa, darle la bienvenida a la familia y recuperar 50 años de tiempo perdido».

A pesar de lo que puede haber sido un mal trabajo, el Departamento de Policía de Fort Worth estaba «encantado» de que 23andMe llevara a la familia a Melissa, dijo el lunes en un comunicado, y agregó que realizaría pruebas de ADN oficiales para confirmar la identidad de Melissa. El estatuto de limitaciones penales expiró 20 años después del cumpleaños número 18 de Melissa, pero el departamento dijo que continuaría la investigación para ‘descubrir toda la información disponible sobre el secuestro de Melissa que ocurrió’.

Mientras, la otra parte de la familia en Fort Worth, Texas, se ha reunido con la niña que fue secuestrada cuando era bebé hace más de cinco décadas.

Increíblemente, Melissa Highsmith ha vivido en Fort Worth durante gran parte de su vida, sin saber nunca que estaba desaparecida, según KTVT, afiliada de CNN.

Fue criada con el nombre de Melanie Walden y no tenía la más mínima idea de que su familia la estaba buscando hasta que se comunicaron con ella a través de Facebook, le dijo ella a KTVT.

Dijo que en un inicio pensó que se trataba de una estafa. Y así pensó hasta que su padre le envió un mensaje de texto.

«Mi padre me envió un mensaje de texto por Messenger y me dijo: ‘Sabes, he estado buscando a mi hija durante 51 años’‘, dijo Highsmith a KTVT.

noticia que te pudiera interesar: Miami: Nueva tecnología de ADN pudiera resolver caso de hace 20 años

La joven al descubrir la verdad confrontó a la persona que la crió.

«SABÍAMOS sin lugar a dudas que esta era NUESTRA NIÑA”, agregó la familia en una publicación de Facebook anunciando la noticia.

La primera confirmación vino cuando le preguntaron si ella tenía una marca de nacimiento en la parte superior de la espalda.

El informe del caso, que se encuentra en el Sistema Nacional de Personas Desaparecidas y No Identificadas incluye un boceto de la supuesta niñera y fotos de la progresión de la edad de Melissa.

“Simplemente no podía creerlo”, dijo su madre, Alta Apantenco, a KTVT entre lágrimas.

“Pensé que nunca la volvería a ver. Ese fue el mejor día que tuve en toda mi vida cuando volví a ver a Melissa”, dijo Apantenco entre lágrimas al poder volver a abrazar a su hija.

Y agregó:

«Mi corazón en este momento está lleno».

Melissa le dijo a WFAA, afiliada de ABC, que tuvo una vida difícil después de ser secuestrada y luchó por conectarse con la mujer que creía que era su madre.

“De niña no me sentía querida”, dijo. “Fue abusivo, y me escapé a los 15 años. Salí a la calle. Hice lo que tenía que hacer para salir adelante… Trabajé en las calles.»

“Mi corazón en este momento está lleno y rebosante de tanta emoción. Estoy muy, muy feliz”, dijo.

Melissa ahora está considerando cambiar su nombre a Melissa.

“Es abrumador, pero al mismo tiempo, es el sentimiento más maravilloso del mundo”, le dijo a KTVT, afiliada de CBS, al enterarse de su impactante pasado y reunirse con su familia biológica.

“Una de nuestras hermanas llamó a su hija, la más joven, y su hija nos llevó a su madre”, dijo el hermano menor de Melissa, Jeff Highsmith, al medio.

Hasta la fecha, no se han realizado arrestos en el caso.

tal vez quieras leer: Examen de ADN resuelve crimen en la Florida, 41 años después

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

¡Gestiona tu PAROLE HUMANITARIO con Cuballama!PEDIR CITA
+