CIA: Mayoría de casos del Síndrome de La Habana no se relacionan con ataques enemigos

Havana
algo de nubes
24.2 ° C
24.2 °
24.2 °
100 %
2.1kmh
20 %
Lun
30 °
Mar
28 °
Mié
28 °
Jue
29 °
Vie
27 °

La Agencia Central de Inteligencia estadounidense (CIA) concluyó que el llamado “Síndrome de La Habana” no fue resultado de ataques de agentes enemigos, y que la mayoría de los casos reportados podrían guardar relación con “causas ambientales, condiciones médicas sin diagnosticar o el cansancio” de los afectados.

De acuerdo con un reporte de The New York Times, la agencia rechazó que los síntomas sufridos por más de 1.000 diplomáticos y espías estadounidenses en varios países del mundo tengan que ver con una campaña global de alguna potencia extranjera.

No obstante, un informe de la CIA consultado por la fuente indica que los investigadores no descartan la implicación de operativos extranjeros en al menos una docena de los extraños  incidentes de salud presentados por trabajadores de las sedes diplomáticas de EE.UU.

Según el medio neoyorquino, “en cientos de otros casos de posibles síntomas, la agencia ha encontrado una explicación alternativa y creíble”.

El informe no fue bien recibido por muchos de los afectados, que esperan desde hace años por alguna explicación a sus dolencias, y da un giro respecto a las sospechas de que los rusos podrían estar detrás de los supuestos ataques.

En diciembre pasado el director de la CIA, William Burns, realizó un viaje a Moscú para tratar el conflicto en relación con Ucrania con sus homólogos del país euroasiático, aunque de forma extraoficial advirtió a las agencias de inteligencia rusas que habría consecuencias si se descubría que estaban vinculadas al Síndrome de La Habana.

El nombre se debe a que los inexplicables incidentes de salud se presentaron por primera vez entre diplomáticos de la Embajada de Estados Unidos en la capital cubana, en 2016, pero desde entonces los casos se han multiplicado.

Los afectados han declarado que sintieron sonidos y sensaciones extrañas, y más tarde desarrollaron síntomas como pérdida de audición, de visión, memoria y equilibrio, además de dolores de cabeza y náuseas.

Funcionarios estadounidenses aseguraron que el informe no es una conclusión final de las investigaciones, ya que la CIA sólo se centró en averiguar si habían agentes extranjeros implicados en los supuestos ataques.

La administración de Joe Biden designó un grupo de trabajo que continúa evaluando lo que el propio presidente ha llamado “incidentes de salud anómalos”, y se espera que informen algunas conclusiones próximamente.

Déjanos tu opinión

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA → Desde $2.99 / LBENVIAR AQUÍ
+