Florida da marcha atrás, y aprueba ley Don´t Say Gay

Havana
muy nuboso
25.2 ° C
25.2 °
25.2 °
100 %
2.1kmh
75 %
Mié
30 °
Jue
30 °
Vie
30 °
Sáb
30 °
Dom
27 °

El Senado de Florida aprobó el controvertido proyecto de ley de derechos de los padres en la educación, también conocido como el proyecto de ley ‘Don’t Say Gay’

Según un estudio publicado en el año 2020 por el portal 24/7 Wall St., la Florida ocupaba ese año el puesto número número 24 en un listado que valoraba, dentro de los EE.UU., cuáles eran los estados más gay friendly y cuáles los menos. Este puesto pudiera cambiar para peor, con la aprobación hoy de la polémica ley «Don´t say gay».

24/7 Wall St., una corporación de Delaware que dirige una empresa de opinión y noticias financieras con contenido entregado a través de Internet, cuyos artículos se republican en muchos de los sitios y portales de noticias más grandes, incluidos MSN MarketWatch, USAToday, AOL y sitios de periódicos y transmisiones en todo Estados Unidos, revelaba ese año que el por ciento de la población LGBTQ en la Florida era de un 4.6%, con 772,000 gays reconocidos. El portal detallaba que la Florida «carece de leyes contra la discriminación en todas las áreas consideradas por la Campaña de Derechos Humanos, incluido el empleo, la vivienda, la educación, la adopción, la educación superior, los seguros y más.»

«Florida también es uno de los pocos estados que no ha derogado sus leyes que prohíben ciertas prácticas sexuales, a pesar de que la Corte Suprema de los Estados Unidos dictaminó que esas leyes eran inconstitucionales en 2003,» señalaba además 24/7 Wall St.

«Florida tiene una de las tasas más bajas de delitos de odio motivados por la identidad de género o la orientación sexual. Sin embargo, fue el sitio del ataque más mortífero contra personas LGBTQ en la historia de Estados Unidos, cuando en 2016 un hombre armado mató a 49 personas e hirió a decenas más en el club nocturno gay Pulse en Orlando,» concluía su explicación.

Sin embargo, este puesto 24 bien pudiera cambiar drásticamente a raíz de la aprobación final en Tallahassee de la polémica ley «Don´t say gay». Una ley impulsada por los republicanos del estado y apoyada, claro está, por los conservadores.

Así lo refleja en una nota el portal Equality in Florida, EQFL, en la cual explica que el proyecto de ley ‘No digas gay’ (HB 1557/SB 1834), y que fue aprobado primeramente por Comité de la Cámara de Representantes de Florida, es «peligroso».

Basta escuchar a la representante cubano americana Ileana García, cuya llegada a Tallahassee fue muy controversial y ha sido objeto de investigación, decir que la condición gay no es una condición «permanente».

Las redes han estallado tras el anuncio.

Una ley aprobada de espalda al pueblo.

Patrocinado por el Representante Joe Harding y el Senador Dennis Baxley, el polémico proyecto impedirá a partir de ahora que los maestros hablen sobre temas o sobre las personas LGBTQ y de hecho socava las protecciones existentes para los niños LGBTQ en las escuelas.

«Esta legislación está destinada a estigmatizar a las personas LGBTQ, aislar a los niños LGBTQ y hacer que los maestros teman brindar un salón de clases seguro e inclusivo,» señala el portal.

El polémico decreto conocido como Don´t Say Gay sorteó el primer escollo justo días después de otro, igualmente controversial y dañino: la prohibición del aborto después de la semana 15 del embarazo.

Lo controversial y asombroso de este último es que, países de América Latina, con una cultura más machista, misógina, heteropatriarcal, más atrasados religiosa y culturalmente hablando, tienen mejores regulaciones sobre este tema. En Chile y Argentina, quedó descriminalizado el aborto recientemente, reconociéndole a la mujer portadora del bebé en su vientre, todo el derecho a decidir sobre este.

Y si ya ese decreto ley sobre el aborto trajo dolores de cabeza en la Florida, días después llegó el No digas Gay.

Mientras en el seno del condado de Miami-Dade, en la ciudad de Miami, la gente se concentraba en cosas relacionadas con Cuba, en Tallahassee, los legisladores convertían a partir de hoy el tema gay, en un tema tabú en las escuelas.

Equality in Florida señala en su nota que la existencia de estudiantes y padres LGBTQ no es un tema tabú que deba ser regulado por la Legislatura de Florida, en parte, porque en grandísima medida, se ha demostrado, la discusión de estos temas de minorías suele aprobarse o desaprobarse por legisladores que no pertenecen siquiera a esas comunidades y no tienen la más mínima idea sobre lo que significa sentirse discriminados. Es como «los blancos» discutiendo sobre el racismo. O los hombres discutiendo sobre las leyes de las mujeres.

EQFL señala que a la HB 1557 solo le quedaba un comité en la Cámara de Representantes antes de pasar al pleno para una votación completa, pero ya este paso se ha cumplido.

«El gobernador Ron DeSantis ha pedido públicamente que se coloquen cámaras y micrófonos en las aulas para monitorear a los maestros. Quiere más vigilancia en cada parte de nuestras vidas, empoderando a los legisladores para vigilar las aulas, los consultorios médicos y el lugar de trabajo. Esto no es libertad, y ciertamente no nos hace más seguros,» señala el portal en su nota.

Y agrega:

“Las personas LGBTQ son una parte normal y saludable de la sociedad. Somos padres, estudiantes y maestros. Somos tu familia… Este proyecto de ley trata de borrar nuestra existencia”, dijo por su parte Jon Harris Maurer, Director de Políticas Públicas.

«Esta es solo otra forma en que el gobernador DeSantis gana puntos políticos con los extremistas mientras se posiciona como el candidato presidencial del Partido Republicano. Pero para nuestra comunidad, este proyecto de ley tendrá consecuencias devastadoras en el mundo real, especialmente para los jóvenes LGBTQ que ya experimentan tasas más altas de acoso y suicidio,» agrega la nota más adelante.

«Los legisladores deberían brindar más apoyo a estos estudiantes en lugar de tratar de obligar a las personas LGBTQ a volver al armario controlando la identidad o impidiendo que los niños hablen sobre sus padres del mismo sexo. Depende de nosotros responsabilizar al gobernador DeSantis y a los matones extremistas en la legislatura por intentar demonizar a nuestra comunidad y nuestras familias,» señalan casi al final de la declaración.

Se prevé que una marcha multitudinaria viaje a la capital de la Florida en señal de protesta contra este proyecto de ley que califican como dacroniano.

EQL considera que el gobernador Ron DeSantis, está usando este proyecto de Ley como plataforma de lanzamiento para sus ambiciones presidenciales, incluso si pone en riesgo a los más jóvenes y vulnerables.

De Santis ha adquirido mucha notoriedad desde que es gobernador en la Florida, y ya hasta el Partido Republicano lo tiene en la mirilla como «presidenciable». De Santis pudiera correr para convertirse en el representante republicano que intente destronar a los demócratas en las urnas el 2024, pero esta ley de No digas gay y todo lo que trae aparejado, pudiera ir en su contra.

EQFL lo llama una estrategia dentro de la «lista estatal de vigilancia de DeSantis».

«Una lista de proyectos de ley que divide y deshumaniza, que tiene al gobierno interfiriendo en nuestras decisiones más personales y busca prohibir conversaciones honestas sobre raza, género identidad y orientación sexual,» expresa el artículo.

«Lo vemos a través de su repugnante estrategia y vamos a rechazar estas tácticas autoritarias,» expresan.

EQFL realizó varias acciones para evitar que la polémica ley fuese aprobada

Vamos a evitar que este proyecto de ley ‘No digas gay’ se convierta en una ley draconiana. Vamos a desarrollar una conferencia de prensa virtual ‘Resist Anti-LGBTQ Slate’ , pero Usted puede tomar medidas para ayudar a detener este proyecto de ley peligroso enviando un correo electrónico a los legisladores de Florida,» indicaban también en la nota.

Don´t say Gay fue finalmente aprobado hoy en una cerrada votación de 22 a 17. El Senado de Florida aprobó el controvertido proyecto de ley de derechos de los padres en la educación, también conocido como el proyecto de ley ‘Don’t Say Gay’ y ahora se dirigirá al escritorio del gobernador Ron DeSantis, donde parece ser que se convertirá en un mero trámite.

Apenas una firma de De Santis y ya el Don´t Say Gay se convertirá en ley en la Florida.

tal vez quieras leer: Senado de Florida pasa ley inspirada en Miya Marcano

Déjanos tu opinión

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA → Desde $2.99 / LBENVIAR AQUÍ
+