«Invasión» de ranas cubanas sigue preocupando a la Florida

Havana
nubes dispersas
26.2 ° C
27 °
26.2 °
94 %
2.1kmh
40 %
Jue
32 °
Vie
32 °
Sáb
32 °
Dom
32 °
Lun
28 °

 No solo las personas quieren irse de Cuba: hasta las ranas de la isla han invadido el sur de los Estados Unidos, al punto que los medios hablan de una “invasión” de un particular batracio cubano, que hace cuatro años causó estragos en Louisiana, y ahora se propaga por la península de la Florida.

Se trata de una peligrosa especie de rana arborícola invasora, avistada en patios traseros y baños de la norteña ciudad de Gainesville, según reportes de la televisora local WUFT. Dicen los expertos que esta migración, que las ubica en al menos 29 estados de la Unión y en algunas provincias de Canadá, responde al calentamiento global: tampoco ahí hay diferencia con las personas, que se van de Cuba porque la cosa está en candela…

El problema con esta rana es que come casi cualquier cosa que se ajuste a su boca, tiene hábitos nocturnos, se reproduce durante todo el año y secreta un moco tóxico, que al contacto puede causar ardor en los ojos. Más allá de la broma fácil, lo cierto es que esta especie llegó a la Florida hace un siglo ya, y desde entonces se ha caracterizado por su invasión de ecosistemas.

Steven A. Johnson, profesor de herpetología (ciencia que estudia los anfibios), hizo un informe sobre el impacto ambiental y de infraestructura de la rana arborícola cubana (Osteopilus septentrionalis), también encontrada en Bahamas y las Islas Caimán y se ha avistado también en Puerto Rico, Islas Vírgenes y Hawái. 

Se les considera dañinas para el ecosistema de Florida pues se alimentan de caracoles, milpiés, arañas y otros insectos, pero también depreda las ranas nativas de la región, en particular la arbórea ardilla, así como lagartijas y pequeñas serpientes. 

Suelen esconderse en entornos suburbanos, y salen en las noches, cuando aumenta la humedad, pero el frío extremo las mata. No se sabe a ciencia cierta cómo llegaron a Estados Unidos, tal vez adheridas en cargamentos de caña o de otros productos exportados antaño. Al menos a Luisiana se especula que llegaron en las palmeras de la Florida que fueron plantadas en el zoológico de New Orleans, en 2016.

Como sea, la noticia se presta para la picardía y las comparaciones, y en redes sociales los cubanos la recibieron con jocosidad, y comentarios al estilo de: “Hasta ellas hicieron la travesía y yo aún aquí”, “Eso fue que emigraron para la Florida para trabajar y así ayudan a los guajacones que dejaron aquí, dios bendiga a las ranas cubana americanas”, “Virgen Santísima por lo que veo la única que no logra abandonar la isla soy yo hasta las ranas han tenido mejor suerte”, o “Dios mío hasta las ranas vinieron! El último que apague el Morro!”. 

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.79 x LBENVÍA AQUÍ
+