Lula aventajó a Bolsonaro, pero habrá 2da vuelta

Havana
algo de nubes
19.2 ° C
19.2 °
19.2 °
88 %
1kmh
20 %
Lun
27 °
Mar
26 °
Mié
27 °
Jue
26 °
Vie
24 °

Una mujer que había dejado de votar por Lula, dice que volverá a votar por él «porque Bolsonaro es un presidente tan malo que hace que todos los demás se vean mejor”.

En unas reñidas elecciones efectuadas este domingo, ni Luiz Inacio Lula da Silva, ni el actual presidente Jair Bolsonaro, pudieron – al parecer – concretar al menos el 50% de los votos, por lo que se presume que habrá una segunda ronda para definir cuál de los dos será el nuevo presidente de Brasil.

Ambos son los dos principales candidatos presidenciales de Brasil. Hay otros nueve candidatos, pero han sido Lula y Bolsonaro los que han liderado las intenciones de votos durante todo este tiempo pre electoral.

Ayer domingo estuvieron cabeza a cabeza, y con el 91,6 % de los votos escrutados, Lula da Silva tenía el 47,3 %, por delante de Bolsonaro, que tenía apenas el 44,2 %, según la autoridad electoral. Una diferencia que parecía definitiva, pero tal y como estipula la ley uno de los dos tiene que alzarse con el 50% de los votos.

Estas han sido las elecciones más difíciles que se recuerden en Brasil durante mucho tiempo, debido a que se decide el destino de una enorme pero emprobecida nación. Este domingo no solo se dirimía si ganaba el actual presidente Jair Bolsonaro o el expresidente izquierdista Luiz Inácio Lula da Silva, sino que se dirimía si el país tomaba otra vez los derroteros izquierdistas o si se mantenía dentro de la llamada «extrema derecha», por otros cuatro años.

Brasil es la cuarta democracia más grande del mundo, pero no hubo acuerdo en las urnas entre los brasileños, al parecer, y será necesaria una segunda ronda de votación para el 30 de octubre.

“Lo más probable es que tengamos una segunda vuelta”, dijo Nara Pavão, profesora de ciencias políticas en la Universidad Federal de Pernambuco a la agencia AP.

“La probabilidad de terminar la elección ahora (en la primera vuelta) es demasiado pequeña”.

Las encuestas de opinión recientes habían dado a da Silva una ventaja dominante que no se reflejó en las urnas, aún cuando un 47,3 %, vs un 44,2 % con un 91,6% de los votos ya contabilizados pueda parecer determinante.

Rafael Cortez, quien supervisa el riesgo político en la consultora Tendencias Consultoria dijo que “las encuestas no captaron ese crecimiento”, al referirse al aparente favoritismo de Lula da Silva.

Carlos Melo, profesor de ciencias políticas en la Universidad Insper de Sao Paulo dijo por su parte que “la extrema derecha ha demostrado una gran resiliencia en las elecciones presidenciales y estatales”, dejando abierta la posibilidad de que Bolsonaro siga siendo presidente de Brasil por 4 años más.

AP señala que «la administración de Bolsonaro se ha caracterizado por un discurso incendiario, su puesta a prueba de las instituciones democráticas, su muy criticado manejo de la pandemia de COVID-19 y la peor deforestación en la selva amazónica en 15 años,» pero resalta que el presidente «ha construido una base devota al defender los valores conservadores, rechazar la corrección política y presentarse a sí mismo como alguien que protege a la nación de las políticas izquierdistas que, según él, infringen las libertades personales y producen confusión económica.

Sin embargo, tal vez, su némesis política no sea Lula de Silva, como señala AP, ni tampoco «La izquierda», sino sus intenciones de repetir en Brasil una estrategia «a lo Trump», para no reconocer su derrota.

El mismo Bolsonaro, dice AP, » ha cuestionado repetidamente la confiabilidad (…) las máquinas de votación electrónica de Brasil», un hecho que hace creer a los analistas que está «sentando las bases para rechazar los resultados.»

«En un momento, Bolsonaro afirmó poseer pruebas de fraude, pero nunca presentó ninguna, incluso después de que la autoridad electoral fijó un plazo para hacerlo,» indica AP, y señala que la última vez que lo hizo fue el pasado 18 de septiembre, cuando afirmó que si no ganaba en la primera ronda, era porque algo «anormal», había sucedido.

La gran ventaja de Lula es que – dice AP – durante su mandato de 2003-2010 «ayudó a llevar a decenas de millones a la clase media.» Y es cierto. En esos 7 años Brasil «floreció» económicamente no tanto por su alianza con el bloque del llamado «Socialismo del Siglo XXI» en América, sino por haberle devuelto a los inversores la confianza para invertir en el país. Disminuido el riesgo de perder el capital de inversión, los inversores inyectaron dólares a la economía brasileña y ello permitió que millones de pobres ascendieran en el estrato social.

Sin embargo, reconoce AP, si bien a Lula «se le atribuye la construcción de un extenso programa de bienestar social (…) también es recordado por la participación de su administración en grandes escándalos de corrupción que involucraron a políticos y ejecutivos de empresas.»

A Lula Da Silva se le condenó por corrupción y lavado de dinero. Pasó 19 meses en prisión, y perdió la posibilidad de convertirse nuevamente en presidente en el 2018, cuando las encuestas indicaban también, como ahora, que le habría ganado por amplio margen a Bolsonaro. Posteriormente, la Corte Suprema anuló las condenas de da Silva con el argumento de que el juez estaba parcializado y en connivencia con los fiscales, y esto le franqueó el retorno al dirigente izquierdista.

Dentro de esa controversia «vive» Lula da Silva. Del otro lado, en las urnas, están quienes afirman que «el Partido de los Trabajadores – el de Lula – nos decepcionó»; gente que votó siempre por é y asistía a sus actos políticos; y también quienes, siendo de derecha, opinan como Marialva Pereira, una mujer que asegura que votaría por primera vez por él.

“No me gustaron los escándalos en su primera administración, nunca más voté por el Partido de los Trabajadores. Ahora lo haré, porque creo que lo encarcelaron injustamente y porque Bolsonaro es un presidente tan malo que hace que todos los demás se vean mejor”.

tal vez quieras leer: Brasil: Bolsonaro no quiere irse

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

¡LIQUIDACIÓN en GENERADORES para Cuba!ENVIAR AHORA