Demolida finalmente la casa donde vivió Al Capone en Miami

Havana
muy nuboso
28.2 ° C
28.2 °
28.2 °
94 %
3.1kmh
75 %
Mié
30 °
Jue
29 °
Vie
27 °
Sáb
29 °
Dom
31 °

En una dramática historia que involucra crimen, historia y patrimonio cultural, la casa en Miami Dade donde vivió y murió el famoso gánster Al Capone ha sido el centro de una controvertida decisión de demolición. Esta mansión de estilo español, construida en 1922, estaba ubicada en una isla de la Bahía Vizcaína y ha sido demolida a pesar de los esfuerzos de grupos defensores del patrimonio cultural e histórico del condado floridiano.

La mansión en Miami Beach, ubicada en el número 93 de la única calle de la isla Palm, tuvo un papel en la historia de Capone.

A pesar de las actividades criminales de este famoso gángster, el más famoso de todos los gángsters, la mansión se convirtió en un punto focal de interés histórico debido a su asociación con la era de la prohibición y la cultura del sur de Florida. Sin embargo, los nuevos propietarios, que la compraron por más de 14 millones de dólares, planearon desde un inicio su demolición para construir una vivienda más moderna.

Esto provocó la protesta de miles de personas a través de una petición en línea que argumentaba entre otras cosas, que la demolición de la vivienda significaría la pérdida de un patrimonio histórico. Gracias a la presión de esta petición, la solicitud de demolición fue retirada, lo que finalmente llevó a la preservación de la propiedad, con sus siete habitaciones y estilo colonial de manera temporal.

noticia relacionada: Casa de Al Capone en Miami Beach a punto de ser demolida

Sin embargo, su final llegó.

Varios medios locales e internacionales se hicieron eco del suceso.

El diario El Periódico señaló en uno de los encabezados de su noticia:

«La voracidad inmobiliaria acaba con la historia».

El medio describe que la casa contaba con casi 3 mil metros cuadrados, y además de la vivienda principal poseía «una residencia para invitados, una piscina de sesenta pies de largo (unos 18 metros), playa privada con vistas a la bahía, siete cuartos y cinco baños y un embarcadero privado de cien pies de largo (30 metros)».

«Era una de las casas más antiguas de Miami Beach y perteneció originalmente a Clarence Busch, de la dinastía de Anhueser-Busch, que en su día controló la mayor compañía cervecera del mundo», añadió el portal noticioso que recoge además cómo fue que la vivienda pasó a manos de Al Capone.

Y por cuánto.

Cuando la propiedad fue adquirida hace dos años por la sociedad 93 Palm Residence LLC, ellos pagaron por la misma, en octubre de 2021, 15,5 millones de dólares (14,1 millones de euros).

Los hasta entonces propietarios de la misma, el inversor inmobiliario Todd Michael Glaser y al ejecutivo de un fondo de inversión inmobiliario Nelson González, la habían adquirido tan solo unos pocos meses antes por 10,75 millones de dólares (9,78 millones de euros).

Sin embargo, cuando en 1928 Busch le vendió la residencia a Al Capone, lo hizo por apenas 40.000 dólares. Al Capone ni siquiera pudo disfrutar a plenitud de la vivienda, pues unos meses después fue detenido por las autoridades estadounidenses, que solo pudieron acusarlo de evasión de impuestos. Pasó varios años en prisión, incluido un período en la infame prisión de Alcatraz. Su salud se deterioró debido a la neurosífilis, una enfermedad que contrajo en su juventud. Después de su liberación, vivió en Florida y finalmente falleció en 1947.

Pero, ¿quién fue Al Capone?

Alphonse Gabriel Capone, conocido como Al Capone o «Scarface», fue un gánster estadounidense de la década de 1920 y 1930.

Nacido en 1899 en Nueva York, Capone se levantó al poder durante la Prohibición, un período en el que la venta de alcohol estaba prohibida en los Estados Unidos. A pesar de sus orígenes inmigrantes italianos y su educación limitada, Capone se unió a pandillas en Brooklyn y eventualmente se convirtió en el líder del sindicato criminal de Chicago, conocido como la «Chicago Outfit».

Durante su «reinado», controló el comercio de alcohol y se enfrentó a rivales, sobreviviendo a varios intentos de asesinato y desempeñando un papel importante en eventos notorios como la Masacre del Día de San Valentín, en la que se cree que estuvo involucrado.

A pesar de sus actividades criminales, Al Capone se convirtió en una figura icónica en la historia de Estados Unidos.

La demolición de la mansión donde vivió Al Capone representa una encrucijada entre la preservación del patrimonio histórico y las demandas del desarrollo inmobiliario. A pesar de la controvertida decisión, la historia de Al Capone y su impacto en la sociedad y la cultura estadounidense perdurarán en la memoria colectiva.

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.79 x LBENVÍA AQUÍ
+