Otro año de vida para Norma Reina, la eterna Marcolina de los niños cubanos

Havana
algo de nubes
29.2 ° C
29.2 °
29.2 °
58 %
2.6kmh
20 %
Sáb
32 °
Dom
33 °
Lun
34 °
Mar
33 °
Mié
32 °

«Hogar, dulce hogar»: una expresión tan común que, sin embargo, resonó en la infancia de muchos cubanos a través del emblemático televisivo «La Sombrilla Amarilla». Este programa seguía las peripecias de entrañables personajes que dejaron una marca imborrable en el corazón de la audiencia.

El escenario para las travesuras de Enrique Chiquito, Chele, Albertico, Anita, Monchi Pío, Tin, y más tarde, Juan Andarín o La Bu, se encontraba en la casa de Marcolina que siempre dejaba sus puertas abiertas para todos.

Esta mujer, encarnada por la actriz cubana Norma Reina Morales que hoy se encuentra de cumpleaños, cautivaba con su dulce tono de voz mientras protagonizaba uno de los programas más queridos de la televisión cubana, transmitiendo alegría y magia a niños y familias desde la pantalla chica.

Originaria del municipio de Esmeralda, en la provincia de Camagüey, Norma Reina inició su carrera artística como aficionada, participando en festivales y eventos. Su talento la llevó a formarse profesionalmente en la Escuela Provincial de Arte de Camagüey y, posteriormente, en la Escuela Nacional de Arte (ENA), donde se graduó como actriz y comenzó su trayectoria en la radio.

En los años 80, su rostro ya era reconocible en la televisión cubana, pero no fue hasta 1998, con el estreno de «La Sombrilla Amarilla», que obtuvo el reconocimiento y el cariño del público.

Junto a un elenco de actores, como Michaelis Cué, Solange Ramón, Lieter Ledesma, Ingrid Cruz Bastarrechea, Rodolfo Bocourt Argudín, Rubén Araujo, entre otros, Norma Reina protagonizó inolvidables aventuras que quedaron grabadas en la memoria de los cubanos.

Aunque su activa carrera televisiva concluyó en 2008, Norma Reina continuó, haciendo apariciones esporádicas en programas como «Cuando una mujer». En ese mismo año, la artista tuvo que viajar a EE.UU. para ayudar a su hija y su recién nacido nieto, demostrando que la familia siempre fue su prioridad y razón de ser, y tras años de idas y venidas, finalmente se instala en el país norteamericano.

A pesar de las 90 millas de distancia, Norma Reina ha logrado rescatar a Marcolina en diversas ocasiones, llevando la esencia del querido personaje a la Ciudad del Sol y haciendo las delicias de varias generaciones de cubanos.

Incluso, continúa estando en la mente de niños como Samuel Cruz, el carismático hijo de los artistas cubanos Leoni Torres y Yuliet Cruz, quien, con una divertida petición a su madre, deseaba que Norma Reina “Marcolina” viniera a jugar.

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.89 x LBENVÍA AQUÍ
+