Operativo policial en Artemisa detiene a cubanos que pretendían revender alimentos en La Habana

Havana
algo de nubes
21.2 ° C
21.2 °
20.9 °
94 %
0.5kmh
20 %
Mié
32 °
Jue
31 °
Vie
32 °
Sáb
32 °
Dom
28 °

El robo de alimentos continúa; lo mismo en Artemisa, que en La Habana que en Cienfuegos

En un exitoso operativo llevado a cabo en la localidad de Güira de Melena, en la provincia de Artemisa, las autoridades detuvieron a tres camiones particulares, una carreta y una máquina que se dirigían hacia La Habana cargados de alimentos con la intención de revenderlos a precios exorbitantes.

Los detenidos, calificados como «especuladores» por la prensa oficialista local, transportaban malanga, yuca, boniato, mango e incluso carne de res hacia la capital.

El delegado provincial de Agricultura, Alcides López Labrada, explicó al diario oficialista El Artemiseño que se conformaron siete equipos de trabajo compuestos por dirigentes y funcionarios del sector agrícola y fuerzas policiales, los cuales se ubicaron estratégicamente en distintas posiciones del municipio para frustrar las intenciones de aquellos que pretendían obtener mayores beneficios que los agricultores que trabajan arduamente en el campo.

López Labrada señaló que se implementa un sistema de control en el que los camiones autorizados a transportar productos desde las fincas hacia La Habana reciben una pegatina con la inscripción «Vía libre». Esto certifica que la transportación está autorizada y brinda protección tanto a los productores como a los alimentos y su destino. Aquellos que intentan comprar las producciones directamente de los campesinos sin tener acceso a dicha pegatina corren el riesgo de ser detenidos, interrogados y de que se les decomise la mercancía e incluso el equipo utilizado para el transporte.

El operativo tuvo lugar el pasado jueves 29 de junio durante la noche. «Lo confiscado en el operativo fue trasladado a la sede de la Policía, donde se inició el procesamiento judicial y las investigaciones correspondientes», mencionó el delegado.

López Labrada destacó la importancia de llevar la discusión sobre este hecho a la asamblea de las cooperativas, enfatizando que lo fundamental no es simplemente capturar a los infractores, sino comprender que los escasos recursos del país deben estar destinados a aquellos que realmente abastecen al pueblo con sus cosechas.

«Se paga un precio justo de 1500 pesos por saco de boniato al campesino, pero delincuentes y especuladores con mucho dinero llegan en camiones en plena madrugada, pagan 4000 pesos y venden en La Habana a 6000», denunció López Labrada.

La crisis alimentaria que atraviesa Cuba, considerada una de las peores desde la llegada de la revolución liderada por Fidel Castro, ha llevado al gobierno a emprender una cruzada contra los transportistas privados que llevan alimentos a otras provincias. Sin embargo, este mercado alternativo es el único que garantiza el acceso a la comida para la población, mientras el gobierno lucha por implementar medidas efectivas para detener la crisis.

El aumento de los precios de los alimentos en La Habana y en Cuba en general es un problema que afecta directamente a la población. La especulación y la falta de acceso a los productos básicos generan dificultades para asegurar una alimentación adecuada para los ciudadanos.

Ese mismo día, pero a cientos de kilómetros de allí, en la provincia de Cienfuegos, un conductor fue arrestado por similares motivos.

Detienen a individuo que robaba sacos de azúcar en Lajas

En un incidente sorprendente, las autoridades capturaron a un individuo que estaba cometiendo un delito en Lajas. Según relatos de testigos, el suceso ocurrió cuando la Policía se encontraba realizando su trabajo de rutina cerca de la Autopista Nacional y el conductor de un coche lleno de sacos de nylon blanco, presuntamente cargados con azúcar, fue interceptado. El conductor, apodado «Alexis», al percatarse de la presencia policial, decidió huir a pie, abandonando el vehículo y la carga, dijo en Facebook la página oficialista «Las Cosas de Fernanda».

Las autoridades llevaron a cabo una búsqueda en la residencia de «Alexis» en Lajas, donde se encontraron más de veinte sacos adicionales con contenido similar. Se presume que el azúcar fue robada, lo cual es preocupante, ya que este producto es destinado a la canasta básica, que ya se encuentra escasa. El hecho de que alguien lo robe para revenderlo agrava aún más la situación.

Según comentarios en el barrio, el individuo detenido fue trasladado a prisión, donde deberá enfrentar las consecuencias legales de sus acciones. Este incidente sirve como un recordatorio de que cometer delitos no es una solución y que es importante respetar la ley para evitar problemas mayores.

tal vez quieras leer: Las chinches se extienden, como la delincuencia, en una Cuba en crisis

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.89 x LBENVÍA AQUÍ
+