La mosca soldado negra como alimento animal en Cuba

Havana
algo de nubes
19.2 ° C
19.2 °
19.2 °
94 %
2.1kmh
20 %
Vie
31 °
Sáb
31 °
Dom
31 °
Lun
31 °
Mar
31 °

En Cuba, la «soberanía alimentaria» que pregona el gobierno parece estar reservándonos recetas sorprendentes cada día; y por estas horas la mosca soldado negra ocupa titulares en el Granma.

Sí, querides, en Ciego de Ávila, Cuba, se ha iniciado un proyecto pionero: la cría de la mosca soldado negra (Hermetia illucens) y la utilización de sus subproductos en la agricultura. Este proyecto, llevado a cabo en la finca La Candelaria, representa un avance significativo en la investigación y aplicación de tecnologías sostenibles en el campo cubano.

Miguel Ángel Iparraguirre Cruz, ingeniero agrónomo y especialista en Sanidad Vegetal, destaca que este proyecto es una muestra de la innovación y el desarrollo sostenible inclusivo en Cuba. La mosca soldado negra se alimenta de residuos de la minindustria, frutas en mal estado y desechos de comedores, convirtiéndose en un agente polinizador y controlador biológico de la mosca común.

Las larvas de la mosca soldado negra pueden ser utilizadas como alimento para animales como gatos, perros, cerdos y gallinas, ya sea en su forma natural o procesadas en harina. Estas larvas contienen entre un 40% y un 60% de proteína, y su excremento se convierte en un potente fertilizante orgánico, que se planea utilizar y comercializar en la propia finca.

El productor Alexander Ramírez Marrero ve en esta mosca un controlador biológico y un aliado para reducir distintos tipos de desechos. Un gramo de huevo de la mosca puede producir aproximadamente 36,000 larvas, que aumentan casi 600 veces su tamaño en unos 24 días.

La finca La Candelaria, conocida por sus plantaciones de frutas como chirimoya, guayaba, aguacate y mango, se ha convertido en un polígono de pruebas para este proyecto, estableciendo un vínculo estrecho con la universidad avileña y otros institutos de investigación en Cuba.

Ante la crisis, «soluciones desesperadas»

Los medios oficialistas a cada rato dan rienda suelta a la imaginación, y no menos han sido grupos de Facebook donde hemos visto recetas de congrí sin frijoles, o bistec de cáscara de platano, entre otras delicatessen. Ante crisis, siempre habrá soluciones desesperadas.

La historia de Cuba está llena de ejemplos de alimentos propios de animales que, con el tiempo – y las crisis – ha surgido una mente que las ha convertido de interés para el consumo humano.

La verdad es que el cubano es reticente a estas innovaciones; incluso en alimentos probados como la soya y la moringa. La primera ya, por fuerza, terminó siendo aceptada por los paladares cubanos, que aun se resisten a comer algo a base de moringa, una planta con sobradas potencialidades alimentarias e incluso para la salud. Claro, cuando vienen bien elaboradas.

Pongamos por ejemplo los chapulines (grillos) tan comunes de comer en México. ¡Dígale a un cubano que se coma un grillo! A lo más que hemos llegado y son casos contados, los que lo han hecho, es a comer perros y gatos. Incluso, las ancas de rana no son consumidas por todos.

Pero, por haber, hay de todo. Incluso hasta quien es capaz de comerse un aura tiñosa.

noticia relacionada: Cubano se come un aura tiñosa: “Nadie tiene una solución para lo que está pasando en Cuba”

Nada nos sorprende ya en la tierra más hermosa que alguna vez vieron ojos humanos. Y la suspicacia cubana nos permite predecir un giro culinario revolucionario para el 2050. Quizás antes quizás después.

«Cuba se prepara para el futuro gastronómico con un ingrediente sorprendente: la mosca soldado negra».

Este bien que pudiera ser, para el 2050, un titular de Granma, en el cual se aborde cómo los cubanos podrían estar saboreando delicias como picadillo y croquetas de mosca soldado negra, como innovación que promete revolucionar la cocina isleña.

Imagínense, en lugar de carne de res o pollo, un suculento plato de picadillo donde las larvas de mosca son las protagonistas, sazonadas con un toque de creatividad y necesidad.

Pero eso no es todo. ¿Sufres de déficit de proteína? No te preocupes, los hospitales cubanos podrían tener la solución perfecta: un suero de mosca soldado negra. Sí, has leído bien. En lugar de los tradicionales suplementos, una inyección de este novedoso suero podría ser la clave para recuperar tus niveles de proteína.

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.89 x LBENVÍA AQUÍ
+