Cuatro personas, en tres sucesos distintos,han sido baleadas por llegar a la casa equivocada

Havana
nubes dispersas
25.4 ° C
25.4 °
25.4 °
87 %
1.9kmh
42 %
Mar
30 °
Mié
31 °
Jue
31 °
Vie
31 °
Sáb
29 °

Los tres casos han ocurrido aproximadamente en menos de dos semanas.

Las personas se equivocaron de dirección y fueron «recibidos» a balazos.

La policía concluyó su investigación sobre un tiroteo que involucró a un conductor de entrega de Instacart y al propietario de una casa en Davie, Florida, afirmando que no presentarán cargos. Se trata del – por ahora – último caso de personas que resultaron baleadas por haberse equivocado de dirección y llegar a una casa equivocada.

Según los informes policiales, Diamond D’arville y Waldes Thomas estaban repartiendo comestibles el sábado por la noche cuando entraron con su auto en la casa equivocada.

La propiedad pertenecía a Antonio Caccavale, quien estaba allí con sus dos hijos, de 12 y 13 años. Caccavale afirmó que el automóvil conducía de manera errática y se dirigió hacia él, lo que provocó que se saliera del camino. Dijo que sacó su pistola y disparó varias veces a las llantas del automóvil mientras se alejaba.

Sin embargo, D’arville y Thomas le dijeron a la policía que creían que estaban entregando en la dirección correcta, pero se dieron cuenta del error, y cuando dieron marcha atrás, pasaron por encima de una roca de la propiedad, lo que hizo que el carro se tambaleara.

Según afirman, en ese momento Caccavale salió de la casa mientras ellos se marchaban. Mientras se alejaban, escucharon disparos. Dijeron que estaban aterrorizados y solo se dieron cuenta de que les habían disparado cuando se detuvieron a unas cuadras de distancia.

Los informes policiales indicaron que no pudieron determinar si se había cometido un delito y que ambas partes parecían «justificadas en sus acciones en función de las circunstancias que percibieron». Afortunadamente nadie resultó herido en el tiroteo.

Según el vecino de Caccavale, Daniel Orta, los adolescentes comenzaban a conducir de manera errática en un intento de salir de la propiedad y pronto escuchó tres disparos antes de que se alejaran.

Orta corrió a la propiedad de Caccavale para decirle que el vehículo estaba tratando de entregar los comestibles que su esposa había pedido.

El fiscal estatal del condado de Broward, Harold Pryor, emitió un comunicado a NBC6 sobre el incidente, afirmando que solicitó una investigación completa. También señaló que tan pronto como un reportero de los medios de comunicación notificó a su oficina sobre el incidente, su equipo principal de fiscalía y él se comunicaron con el Departamento de Policía de Davie para solicitar una investigación completa y una revisión legal de todos los hechos, circunstancias y pruebas.

D’arville y Thomas hablaron con NBC6 y expresaron su temor durante el incidente. Creen que a Caccavale le deberían quitar la licencia de armas y que solo estaban tratando de abandonar la escena. Mientras tanto, Caccavale colgó el teléfono cuando NBC6 se acercó a él para comentar sobre el incidente.

Durante sus declaraciones a NBC6, recordaron otros historias similares en la última semana donde las personas se presentaron en la dirección equivocada y recibieron disparos, y señalaron que su historia podría haber terminado mucho peor.

Otros dos casos similares

Tal vez el caso más impactante de todos es el de una niña de 6 años que fue baleada en la cara mientras buscaba una pelota en el patio de un vecino en Gastonia, Carolina del Norte.

Robert Singletary, el vecino, disparó a la niña y al padre después de que la niña fuera a buscar la pelota.

Singletary fue detenido en Florida después de ser perseguido por la policía y enfrenta cargos de intento de asesinato y otros delitos.

Robert Singletary disparó a la niña y al padre después de que la niña fuera a buscar la pelota que, durante un juego, cayó en el patio de su casa. Foto: Ficha policial

Otro caso que también ha causado consternación este mes de abril es el del jovencito norteamericano Ralph Yal.

Ralph Yarl, quien por error fue a la casa equivocada en Kansas City, fue baleado por el propietario de la vivienda, un hombre blanco, identificado como Andrew Lester.

Lester, quien disparó e hirió al adolescente negro, a pesar de que este nunca mostró señales de agresión, enfrentará dos cargos por delitos graves. Los cargos son asalto en primer grado y acción criminal armada.

Según el fiscal, hay un componente racial en el caso.

Esta foto de Andrew Lester fue tomada después de que este se entregara a las autoridades. Foto tomada por el Condado de Clay, Misuri, Oficina del Sheriff. Dominio Público.

La víctima aún se está recuperando y su familia espera una recuperación completa. El incidente ha causado indignación en la comunidad, y miembros de la comunidad y familiares marcharon y se manifestaron frente a la casa del hombre, pidiendo que se presentaran cargos.

La Segunda Enmienda de la Constitución de EE. UU., que garantiza el derecho a portar armas de fuego como defensa, ha cobrado la vida de más de 150,000 estadounidenses entre 2014 y 2022, según la ONG Gun Violence.

tal vez quieras leer: Venta de armas en Florida: un millonario negocio

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.79 x LBENVÍA AQUÍ
+