EEUU pide a gobierno de Cuba que escuche a su gente

Havana
algo de nubes
13.2 ° C
13.2 °
13.1 °
100 %
1.5kmh
20 %
Vie
25 °
Sáb
24 °
Dom
22 °
Lun
24 °
Mar
26 °

Ofrecen a cambio: fortalecimiento del papel político-ideológico y más inmovilismo

«El pueblo cubano está expresando sus preocupaciones sobre la libertad, la democracia y los fracasos de ese mismo régimen, el régimen cubano, para satisfacer sus propias necesidades», dijo este miércoles en conferencia de prensa Ned Price, portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, quien reconoció además que el gobierno de Cuba no satisface las necesidades de su pueblo, y que los priva de tener un mejor acceso a la comida y medicina (si fuera solo eso…)

Aunque Price no mencionó las medidas que la administración Trump tomó en represalias contra Cuba para forzarla a abandonar su política privatoria de los derechos humanos de sus ciudadanos en la la isla, ni mencionó cuáles otras aspira a implementar la administración Biden para revertir estas – tal y cómo prometió en su campaña el actual presidente Joe Biden – retomó la idea: el gobierno de Cuba tiene que escuchar a su pueblo. A «considerar» el grito que se reclama desde dentro de la isla.

«Apoyamos, como hemos dicho, los derechos del pueblo cubano y del pueblo de todo el mundo a ejercer su libertad de expresión, su capacidad para reunirse pacíficamente. Hacemos un llamado al gobierno cubano para que respete estos derechos y vea esto no como un ataque sino como una oportunidad para escuchar a su propio pueblo y hacer lo que es correcto para los cubanos y para Cuba», señaló Price. Y agregó.

«Ahora es una oportunidad para escuchar al pueblo cubano y hacer un cambio positivo», dijo.

«Lo que hemos visto, lo que diremos, lo que veremos es una manifestación de las necesidades insatisfechas, de las aspiraciones insatisfechas del pueblo cubano, y la clara atribución del pueblo cubano de responsabilidad por esas necesidades insatisfechas y aspiraciones insatisfechas al gobierno cubano», finalizó diciendo.

Cuba: Más control e inmovilidad.

El movimiento generado en torno a la marcha por el cambio ha abierto brechas dentro de la cúpula gobernante e inmóvil de la isla, que en lugar de ofrecer cambios palpables se ha atrincherado en su vieja filosofía del enfrentamiento.

Sin la ansiada democratización en varios de los esquemas que más vulneran las libertades de los cubanos, muchos dudan de la capacidad de sus dirigentes y de sus palabras, toda vez que han demostrado no tener interés alguno en escuchar siquiera una voz medianamente crítica.

Muchos especulan incluso que, la torpeza gubernamental del 27N de no escuchar el reclamo de los artistas cubanos que se fueron a la sede del Ministerio de Cultura esa mañana del 27 de noviembre (2020), y su posterior actitud apenas unas horas después, contribuyó al desencanto de una enorme masa de «todavía creyentes» dentro de la isla, que creían firmemente en que podría ser cambiado «todo lo que debe ser cambiado», y en que se podrían eliminar algunos de los lastres que entorpecen el desarrollo normal del país.

Lejos de zafarse de esas amarras, el gobierno ha puesto más nudos.

Prueba de ello es que el Buró Político, en el reciente pleno del Comité Central, aprobó la creación de dos grupos de trabajo dirigidos a gestionar la situación actual del país.

Uno hubiese creído que, tal vez, hubiesen puesto al frente de esos departamentos a personas verdaderamente capacitadas para enfrentar la tarea, pero escuchar de la creación, por ejemplo, de una Oficina de Información y Análisis ya nos hace dudar de las buenas intenciones e ideas del gobierno.

Peor aún: crearon grupos de trabajo con la premisa de tener por delante, el fortalecimiento del trabajo polítíco- ideológico. Crearon una comisión de asuntos ideológicos, y promovieron al director del diario Juventud Rebelde y experto en sexting, Yoerky Sánchez Cuéllar a Jefe de la Comisión Ideológica del PCC; un inviduo cuyos méritos para estar donde está, son apenas dos: ser un connotado y comprobado guataca de Fidel Castro; y escribir décimas – y recitarlas – medianamente bien, algunas de ellas machistas y sexistas; las demás, llenas de odio hacia los que piensan distinto a él.

Además de eso, hoy jueves, la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba aprobó la Ley de los Tribunales de Justicia, que remplaza a la Ley de los Tribunales Populares, de 1997, de la que dicen consta de cuatro leyes que «muestran un notable avance en el perfeccionamiento de la protección a los derechos humanos, y forman parte de la tradición de la Revolución cubana de proteger la seguridad jurídica del pueblo,» al poner a los tribunales «en mejores condiciones para impartir justicia y tramitar procesos judiciales con transparencia y respeto a las partes.»

Vivir por ver.

Madre en Cuba llora desesperada por su hijo.

El gobierno de la isla debería tal vez, «siguiendo las sugerencias» del portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Ned Price, escuchar el reclamo de Caridad Castro Ruiz, madre de Kevin Damián Frometa Castro, un joven que fue arrestado en las protestas del 11 de julio, y a quien la Fiscalía ha sentenciado a 18 años de cárcel, tras instruirle el presunto delito de sedición. Y si su nueva Ley de los Tribunales de Justicia vela por «la protección a los derechos humanos», dar curso legal al pedido de esta madre.

“¿Cómo se le explica a un niño que no es un delincuente, que ha sido criado desde el amor de la familia, cómo se le explica a un niño que es el sentido de tu vida, que no ha matado a nadie, que no ha violado, que sus próximos años los va a pasar tras las rejas?,» se cuestionaba su madre, en llantos. Una madre que no entiende cómo, a su joven hijo la Fiscalía le pide 18 años, mientras que esa misma Fiscalía – porque claro, todas las Fiscalías de Cuba responden a un Ser Superior y Supremo – fue parcialmente generosa en la solicitud de cargos a dos policías que violaron a una menor de edad en la Habana y a quienes un tribunal sancionó apenas a 8 años de cárcel.

“Yo creí que vivíamos en un país seguro, en un país donde podíamos crecer. Donde había benevolencia y, desgraciadamente, me he dado de golpe en la cara con esta sentencia brutal, ¿cómo pueden algunos dormir tranquilos ante tantas injusticias?”, añadió la madre de Kevin, antes de decir:

“Mi hijo es un muchacho bueno, buen vecino, trabajador, graduado del preuniversitario, que le colaba café a sus vecinos, que le gustaban las películas cubanas.”

“Le han destruido la vida a él y a todos nosotros, a toda su familia, a su hermana, a su papá… Pido justicia para mi hijo, pido libertad”, concluyó la dolida madre del joven manifestante.

tal vez quieras leer: Cubadebate llama a Ramón Saúl Sánchez «asesor» de Yunior García

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA → Desde $1,69 x LBENVÍA AQUÍ
+