Connect with us

Cuba

Ariel Ruiz Urquiola denuncia al gobierno cubano: “son criminales sin compasión”

Published

on

Ruiz Urquiola
Foto: (Captura de video)

El activista y biólogo Ariel Ruiz Urquiola, a quien el gobierno cubano boicoteó su intervención ante la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, desmintió las afirmaciones de los medios oficiales que lo tildaron de “mercenario” al servicio de Estados Unidos.

En un video en directo en su cuenta de Facebook, Ruiz Urquiola desmontó, una por una, las palabras de la periodista oficialista Irma Shelton en su contra y de las autoridades de la Isla, quienes pretendieron desprestigiar su figura y lo llamaron “personaje construido”.

En su intervención contó que, cuando tenía 16 años,  “mi papá estuvo preso en las mazmorras de ustedes, y mi persona y mi hermana cargamos con el peso de las culpas de una causa política que no era nuestra. Ustedes nos abrieron en un diapasón enorme, las puertas para conocer justamente cómo era que ustedes intimidaban al pueblo cubano, cómo ustedes intimidaban a las familias de los presos”.

Ruiz Urquiola se presentó ante la Comisión de Derechos Humanos de la ONU para denunciar “los crímenes” del gobierno de la isla contra él y su hermana.

Quizás quieras leer Granma ataca al mismo opositor cubano que elogió hace 18 años

A raíz de esto, la periodista Irma Shelton dijo en el NTV que “su mercenario objetivo” era “desacreditar la obra de la Revolución”, y que de “biólogo y usufructuario de tierras en Viñales se convirtió en mercenario al servicio del imperio”.

“No se puede intentar desacreditar lo que es cierto, pero como la obra de ustedes es incierta, como tienen un rosario de crímenes que roza los 25 000 muertos desde 1959, tienen que acallar las voces que dignamente se alzan por encima de todo tipo de miedo”, expresó Urquiola en la red social.

El activista ha denunciado que autoridades cubanas le inocularon una cepa del VIH y que a su hermana le suministraron sustancias con efecto placebo en lugar de inmunoterapia y medicamentos reales, para que pudiera enfrentar la enfermedad que ella padecía: carcinoma ductal infiltrante bilateral de mamas.

Por esta razón, fue a la Naciones Unidas “con el dinero que he logrado reunir como investigador del Museo de Historia Natural de Berlín y en la Universidad Humboldt”, en donde explica que trabaja incontables horas, y no con dinero pagado desde Estados Unidos, como afirma la prensa cubana.

Hasta allí llegó para hacer su denuncia “en frente a los ciudadanos del mundo, porque Naciones Unidas también esta corrompida por todas esas dictaduras que se pintan de izquierda, por toda esa izquierda podrida que ha destruido como un cáncer metastásico a la humanidad”.

La presentación ante la ONU provocó que, como sucedió en el pasado, la respuesta cubana en ese organismo fue la de interrumpir sus palabras para callar su voz.

“No tienen piedad con quienes deciden revelarse y ser dignos”, afirmó el biólogo, quien explicó que el objetivo de su presencia ante la ONU era “denunciar los crímenes de lesa humanidad del desgobierno cubano contra mi hermana y mi persona”.

Además, retó a que busquen “a un oncólogo, a infectólogos que digan que son falsos mis argumentos, que digan que el caso de mi hermana es una construcción”.

El El Dr. en Ciencias Biológicas detalló los motivos por los cuales nunca ha visitado Estados Unidos, ya que le fueron denegadas en varias ocasiones las posibilidades de ir a ese país por proyectos con universidades y becas, cuando era estudiante e, incluso, cuando ya era profesor del centro de investigaciones marinas de la Universidad de La Habana.

Quizás quieras leer NTV roba imágenes a medio independiente para atacar a Ruiz Urquiola

“Ustedes que han vivido a espaldas del pueblo, que han mostrado la realidad completamente distorsionada en la que vive el pueblo cubano, ustedes son el monopolio de la información”, criticó Ariel, quien describió la intervención de Irma Shelton como “el mismo discurso retórico que usan contra todas las personas que disienten, que humildemente tratan de defenderse, y sobre todo contra todas las víctimas que no logran acallar”.

Para desacreditarlo, semanas atrás, la periodista oficialista faltó el respeto a la ética periodística y violó las reglas del derecho de autor en un reportaje en el cual, incluso, usó imágenes robadas al medio independiente cubano Periodismo de Barrio, cuyos miembros denunciaron en Facebook la flagrante violación de la televisión de la isla.

Los medios oficialistas siguieron con su campaña de descrédito, como el caso del diario Granma, que sin embargo no pudo ocultar cómo alabó hace varios años en un reportaje a la misma persona que atacan ahora.

Ariel, quien fuera elogiado en el artículo Cruzada para salvar especies, publicado el publicado el 15 de febrero del 2002 por Orfilio Peláez, pasó a ser en la actualidad “un mercenario construido por el Gobierno de Estados Unidos en contubernio con la extrema derecha de Miami”, como afirmó Juan Diego Nusa Peñalver este 4 de julio en las páginas del medio oficialista.

Tal vez quieras leer Ariel Ruiz Urquiola: la serenidad que vence y logra ser escuchada

En su directa de este sábado, el activista cubano ratificó que no recibe “dinero de ningún lugar de Estados Unidos, nunca me he entrevistado con ningún congresista o persona de la plataforma de ese gobierno”.

“La única mafia que conozco es la castro-comunista, la que es capaz de llevar a prisión por motivos de ideales a cualquier ser humano. La mafia que es capaz de inocular en un hospital público, con una cepa mortal del VIH a un campesino simplemente por disentir. La mafia que es capaz de votar de la Universidad de La Habana y discriminar a las personas por homosexuales, por orientación religiosa, por orientación ideológica; que es capaz de generar actos físicos de agresión contra cualquier cubano”, sentenció.

Julio Linares

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡30 CUC de BONO EXTRA! Por 20 CUC reciben 50 CUCRECARGA AQUÍ
+