Connect with us

Florida

Florida: Gobernador decreta estado de emergencia por “gasolina”

Published

on

Gasolina Gasolinera en la Florida Gobernador Miami
Foto: Referencial. Gasolinera en Miami, Florida

El suministro de gasolina a la Florida llega por otras vías y es estable, pero el Gobernador De Santis ve una tendencia “al pánico”.

El gobernador DeSantis ha querido poner el parche antes de que caiga la gotera y, en medio de un pánico generalizado en varios estados de la nación tras el ataque cibernético a un oleoducto de gasolina, ha decidido declarar el estado de emergencia por el suministro de gasolina en Florida.

Si bien la Florida no está directamente vinculada al oleoducto y recibe su suministro de combustible de otra manera, la interrupción de las operaciones del Oleoducto Colonial es, para el gobernador De Santis una amenaza “significativa e inmediata”, según sus propias palabras.

Ayer martes por la noche, el gobernador de Florida declaró el estado de emergencia relacionado con la gasolina, incluida la activación de la Guardia Nacional de Florida “según sea necesario”.

El gobernador de la Florida, en una orden ejecutiva, dijo que “la interrupción de las operaciones del Colonial Pipeline representa una amenaza significativa e inmediata para la entrega continua de dichos productos de combustible al estado de Florida”.

Ron DeSantis Gobernador de Florida defiende las clases presenciales

Foto REFERENCIAL: (Captura de video) Gobernador de la Florida, Ron de Santis

La orden ejecutiva tiene una vigencia de 30 días y entre otras disposiciones orienta dirigir “todas las agencias gubernamentales estatales, regionales y locales, incluidas las agencias de aplicación de la ley, a identificar al personal necesario … para ayudar a satisfacer las necesidades de respuesta, recuperación y mitigación creadas por esta emergencia”.

De igual modo se ordena “al Ayudante General que active la Guardia Nacional de Florida, según sea necesario, para hacer frente a esta emergencia”, a la vez que autoriza al Secretario del Departamento de Transporte de Florida a “suspender el cumplimiento de los requisitos de registro … para vehículos comerciales de motor que ingresan al Estado de Florida para proporcionar combustible, servicios de emergencia o suministros”.

También “elimina las restricciones de tamaño y peso … en vehículos que apoyan los esfuerzos de ayuda de emergencia mediante el transporte de gasolina, combustible diesel, combustible para aviones y otros productos refinados del petróleo en Florida” y lo más importante para aquellos que se dedican al lucro y el llamado “cambalache”: hace que sea “ilegal … que una persona … venda a un precio desmedido … cualquier producto esencial”, o en otras palabras, prohíbe la especulación de precios.

El pánico llega a la Florida

Los suministros de gasolina de Florida no se han visto afectados en gran medida por el corte, pero una ola de compradores en pánico comenzaron a aparecer a partir del lunes, especialmente en el norte de Florida, donde han causado escasez local. Eso ocurrió al mismo tiempo que las estaciones de servicio del área de Pensacola están experimentando una escasez crítica causada por una serie de problemas, incluido el cierre de un sitio de distribución en la ciudad por parte de la Agencia de Protección Ambiental.

En Jacksonville, por ejemplo, no pocos consumidores están preocupados por la disponibilidad de gasolina en las estaciones de servicio. Desafortunadamente, los informes de escasez de gasolina en Florida se están extendiendo y creando las llamadas compras de pánico, que son muy notorias y comunes en la Florida con la gasolina pero en tiempos de huracanes.

“Me acabo de enterar de la escasez de gasolina”, dijo Walter Thompson a un medio de la Florida. “No tengo más remedio que comprarla o se me acaba”.

Sin embargo, los expertos dicen que no hay escasez de gas.

Mark Jenkins, de la Asociación Estadounidense del Automóvil (AAA), una entidad que a nivel naciona supervisa los precios de la gasolina y los hábitos de los conductores, expresa:

“La gente está escuchando las noticias sobre esta interrupción de la tubería y se apresuran a ir a la bomb. Hay escasez en diferentes estados, pero lo que está sucediendo en este momento es que los conductores están creando la escasez por miedo”, dijo.

“(…) eso está provocando una mayor demanda de suministros en un momento en que hay menos suministros de los que habría en esta época del año”, dijo Jenkins.

El precio promedio de un galón de gasolina en Florida es ahora de $ 2.88 por galón y en Jacksonville el precio promedio es de $ 2.84.

Hasta cuándo será “la crisis”.

CNBC dice que “la escasez de gas podría empeorar si el gasoducto colonial no vuelve a abrir antes del fin de semana”.

En un artículo escrito por Patti Domm, este afirma que “si el Oleoducto Colonial no vuelve a estar en funcionamiento el fin de semana, los precios podrían seguir subiendo en el surtidor y habrá una escasez localizada de combustible más amplia en las regiones del sureste y del Atlántico medio.”

“Las estaciones de gasolina que no podían obtener suficiente combustible ya estaban cerradas en algunos estados y los precios subieron de la noche a la mañana, hasta 10 centavos o más por galón en algunas áreas,” explica el periodista.

John Kilduff, socio fundador de Again Capital, lo advierte:

“La gente va a empezar a llenar sus tanques”.

por Ariel P.

con información de medios.

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡NOS HEMOS MUDADO! - Nueva web de Cubacomenta - Visítanos ->AQUÍ
+