Connect with us

Cuba

Cubanos opinan sobre combustible venezolano que entra a la isla

Published

on

Por Lucía Jerez

La prensa oficial no ha explicado cómo se ha distribuido el combustible venezolano que entró a la isla el pasado sábado. Y los cubanos opinan y especulan en medio de lo que el gobierno ha denominado como “crisis coyuntural”

El pasado sábado 14 de septiembre, el tanquero venezolano Manuela Sáenz atracó en el puerto de Cienfuegos con una parte del petróleo que necesita el gobierno de Miguel Díaz-Canel para salir de la “crisis coyuntural” que asfixia al país.

Según medios de prensa extranjeros, este mismo barco fue reparado hace un tiempo atrás por los cubanos, como parte del trato establecido con el chavismo, y durante el pasado mayo, las autoridades bolivarianas intimidaron a la tripulación del Manuela Sáenz para que trajera crudo a la isla.

Lo cierto es que con los nuevos aranceles estadounidenses, nada fácil se le han hecho las cosas al gobierno de Nicolás Maduro, que si bien tiene el producto, le faltan naves y personal dispuestos a trasladarlo a puertos cubanos con las sanciones impuestas por la Casa Blanca.

Aunque esto ya fue noticia para el mundo, no extraña que en Cuba ningún medio oficial haya hablado del destino que ha tomado el cargamento atracado en Cienfuegos. No obstante, con la nueva brecha digital que se ha abierto, para el pueblo no es secreta la cuestión.

“A mí no me da ningún tipo de esperanza el barco ese que dicen que entró. Ni por el periódico ni por la televisión se ha explicado nada. El presidente solo dijo el primer día que habló que llegaría uno el 14, pero como siempre, no dio detalles. En mi opinión, esto es una curita que nos están poniendo, como dice el refrán, es pan para hoy y hambre para mañana”, comentó un campesino de Mayabeque que, en “coyuntura o no”, se debate entre la cantidad de combustible que le asigna la cooperativa a la que pertenece y la que realmente necesita para tener éxitos en la cosecha.

“La verdad es que yo no entiendo cómo un gobierno va a estar dependiendo de lo que le pueda mandar otro de regalo para echar a andar un país. A mí la famosa crisis no me ha afectado porque yo nunca he salido de ella, pero para quienes trabajan directamente con el transporte o dependen de él para moverse está siendo una tragedia”, sentenció un joven, dependiente en un negocio gastronómico de la capital.

Las medidas de Donald Trump hacia la tierra de Bolívar, en relación con el diésel, van dirigidas a dar un golpe colateral para hacer colapsar a la mayor de las Antillas. El magnate americano lo ha dicho y lo ha hecho: “dará al traste con todo lo que ayude a mantener al régimen cubano”. Tras el anuncio de la disminución de remesas, pocas cosas podrían perjudicar tanto al gobierno de La Habana como bloquearle la entrada del valioso líquido, proveniente del único lugar que se lo “regala”.

“La gente dice que Venezuela nos da petróleo, supuestamente gratis, pero eso no es cierto. Todos sabemos que de aquí se han mandado para allá médicos, maestros y cuanta cosa hayan necesitado, además de que no las hemos jugado en más de una ocasión por defenderlos a ellos. Los otros que nos pueden dar una mano son los chinos y los rusos, pero con esos sí que no hay regalos que valgan, lo que te dan por un lado te lo quitan por otro”, explicó convencida Marta, de 63 años.

Cuando Díaz-Canel puso encima de la mesa el término “coyuntura” para referirse a la situación, varias cuestiones incidieron en que fuera satirizado y utilizado como el hashtag de burla del momento. Lo primero pasa por el hecho de que para muchos cubanos la situación nunca ha dejado de ser crítica, y lo segundo, que “crisis coyuntural” enmarca un período de tiempo breve y muy marcado, cuando, en realidad se sabe, a golpe de experiencias, que la tormenta no se irá en un pestañeo.

“Sería mucho mejor si el gobierno no tuviera esa dependencia de un único país”, asegura una estudiante de turismo. “En la escuela, ni en las clases de Historia lo mencionan pero la verdad es que años atrás sucedió con la URSS, fuimos sus ahijados, cuando colapsó, nos devastamos, vino el Período Especial y una crisis que nunca ha acabado, mi mamá me dice que se parece a lo que estamos viviendo ahora”.

“Toda la culpa es del bloqueo, ahora para Donald Trump. No son capaces de aceptar sus errores, la mala administración. Para que digan públicas las cifras de los robos que ocurren o detengan a alguien por vender combustible cuesta Dios y ayuda, me apunta Roxana, contadora estatal.

Miladis es médico de familia en un consultorio de la Habana Vieja. Cumplió misión internacionalista por cuatro años y hace dos que regresó a Cuba. “En Venezuela la crisis está peor que aquí. Tengo varios amigos que colaboran allá y me dicen que hay hambre, violencia, y la misma crisis de combustible que existe ahora en Cuba. Ellos preferirían estar en Cuba pero como allá todavía se les paga mejor, no regresan. Creo que parte es culpa de la administración de Trump y la otra del gobierno de Maduro. Nosotros, como siempre, enganchados, a ver que nos cae y así no puede avanzar un país”.

Entre las cifras se destaca que Caracas enviaba una media de 40.000 barriles del oro negro a Cuba. En cambio, durante este septiembre dos navíos dirigidos directamente desde Miraflores intentaron en vano atracar, un tercero lo logró hace apenas tres días y otros pedidos tuvieron que ser aplazados hasta octubre debido a la ausencia de embarcaciones dispuestas a llevar el tan cotizado diésel, hasta la llave del Golfo.

 


 

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡DOBLE RECARGA + regalos! Por 20 CUC reciben 40 CUC + 30 MIN + 30 SMSRECARGA YA
+