Connect with us

Cuba

Adiós a Cepeda y como si fuera “uno cualquiera”

Published

on

frederich cepeda

Las autoridades del deporte en Cuba, el INDER en pleno; los federativos del béisbol en la isla, otros “fieles de siempre” y el pueblo cubano en general, tomen nota de lo siguiente.

La próxima vez que un atleta cubano decida abandonar una delegación deportiva – béisbol, fútbol, esgrima, atletismo – antes de achacarle la culpa a la administración Donald Trump, a la diferencia entre el Norte y el Sur; antes de hablar de “cantos de sirena” y “mieles del imperio”, o de traición a los principios inculcados, o debilitamiento en el trabajo político-ideológico; o cuando menos – o más – a la labor de los medios de comunicación capitalistas, la propaganda y el estímulo que representa el dinero como corruptor de almas, piensen en Frederich Cepeda.

Esa gloria deportiva cubana, para muchos uno de los más grandes peloteros cubanos en los últimos veinte años, fue “despedido” del equipo Cuba de béisbol como si no fuera “San Cepeda”, el hombre que en no pocas ocasiones nos sacó de un aprieto, nos dio un título o cuando menos impulsó una decisiva carrera, sino “Don Juan de los Palotes”.

El “adiós” a Cepeda tuvo lugar a la una de la madrugada en el aeropuerto internacional José Martí mientras el espirituano esperaba que su equipaje saliera por la estera.

Allí, entre compañeros de equipo y con sus familiares esperándole fuera, un federativo del béisbol en la isla, de esos encargados de velar por el desarrollo del deporte de las bolas y los strikes se le acercó por detrás al 24, lo tocó por el hombro y le dijo:

Ya terminaste, puedes irte”.

Así, con apenas cuatro palabras, terminó la carrera de Frederich Cepeda con el equipo nacional de Béisbol de Cuba.

Luego de casi veinte años representando orgulloso el uniforme de las cuatro letras y la bandera de la estrella solitaria, un dirigente deportivo, de esos mismos que luego sale a decir a los cuatro vientos que Yoelkis, Vera y Acebey traicionaron, dio por terminada la gloriosa carrera deportiva del orgullo espirituano.

Cepeda

Foto: WBC /

La molestia de Cepeda es evidente. Fuentes cercanas al atleta aseguraron a este redactor que Frederich se encuentra MUY MOLESTO por el modo en que se le dijo “adiós”.

De ello dio cuenta además el periodista Boris L. Cabrera Acosta en un artículo publicado en el blog Swing Completo, y que bajo el título de “ASÍ NO se despide a un grande” recoge los últimos momentos de Frederich como miembro de la selección nacional de béisbol. Las fuentes de Boris coinciden con lo expresado aquí: a Frederich no se le podía despedir de esa manera.

“Así, sin más rodeos, estrujado y tirado en una esquina como trapo sucio, despiden a uno de los íconos del béisbol, al hombre que ha rendido más que nadie en los cuatro clásicos beisboleros, al que siempre cumplió sacudiendo bambinazos en olimpiadas y copas mundiales, al mismo que como un hércules criollo haló el carro antillano casi solo para que se coronara en una Serie del Caribe.”

“Ya no sirve, apesta como una carne putrefacta y se convierte de pronto en un héroe desechable, como tantos otros.

A pesar del mazazo en su cabeza, o del cubo de agua fría que le vertieron sobre su cuerpo recién llegado a “La Patria”, Frederich aseguró a amigos y periodistas que él no pasará a ingresar la ignominiosa lista de deportistas cubanos que, una vez fuera del equipo nacional, y agotadas todas las posibilidades económicas que representa para un pelotero cubano salir al extranjero, dejará el deporte en activo. Cepeda aseguró que estará pronto de vuelta con sus gallos de siempre, “defendiendo los colores de su provincia natal” y su amor por la pelota.

Eso último, a pesar de muchas cosas y el poder de muchos, nunca podrán quitárselo ni Higinio Vélez, ni Yovani Aragón, ni nadie.

Roberto A.

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

+40 CUC BONO EXTRA - ¡Recarga TRIPLE en Cuballama!RECARGA YA
+