Connect with us

EEUU

Tercer cheque, y primero de Joe Biden, pudiera llegar pronto

Published

on

convertir cuentas en CUC en Cuba a dólares cheque
Foto: Pixabay

Los americanos esperan el tercer cheque de alivio económico y primero de la era Biden. ¿Impulsará eso la economía? No parece, pero pudiera dar calma y políticamente hablando es un buen impulso.

La bolsa de valores necesita de estas “calmas” para que la economía marche viento en popa. El mandato de Trump, hasta que llegó la pandemia de la covid-19, es un ejemplo de ello.

¿$600? ¿$1400? ¿$2000? El tercer cheque de alivio económico por el coronavirus y el primero de la era Biden, pudiera llegar más pronto de lo que te imaginas y en parte debido al impacto de la llegada de un nuevo mandatario a la Casa Blanca.

La llegada de Joe Biden a Washington impulsó la bolsa de Wall Street; un hecho interesante, sin dudas, aunque siempre con las “buenas noticias” -esto del cambio de presidente en la mente de millones de estadounidenses se vislumbra como tal, aunque en otros millones no- la bolsa termina ganando.

Hasta la bolsa en China “despertó” y las acciones del gigante Alibaba se impulsaron porque el multimillonario dueño de esa empresa, Jack Ma, decidió aparecer, de pronto, luego de meses “escondido” que hizo circular todo tipo de rumores sobre su desaparición.

Bolsas de Valores

Las bolsas acogieron la llegada de Joe Biden y la aparición de Jack Ma con muy buen ímpetu financiero

En cuanto al tercer cheque, ¿qué puede decirse?

Muchos apuestan que será de 1400 dólares, que sería la diferencia entre los $2000 que querían los demócratas y Donald Trump y los $600 que finalmente “aprobaron” los republicanos.

Joe Biden, que junto a su vicepresidenta Kamala Harris presentaron su juramento para la toma de posesión del nuevo gobierno de Estados Unidos esta mañana, está decidido a tomar medidas para impulsar la economía, aunque muchos creen que dar otro cheque es una forma pésima de arreglarla.

¿En qué se basan? Bueno, en parte por lo visto con los dos cheques anteriores de Donald Trump, con los que hasta Masantín el torero agarró plata.

Sin embargo, y a pesar de la incertidumbre que representa la pandemia de la covid-19, con cientos o miles de dueños de pequeñas empresas que no saben si podrán mantenerse a flote o no, algo parece ser cierto: Wall Street tiene esperanzas en que Joe Biden pueda, a pesar de los desafíos económicos, impulsar la economía estadounidense.

Cheque de Joe Biden

Los mercados en EE.UU. se impulsaron este miércoles y de muy buena manera. Hace falta – ¡Dios quiera! – que todo se mantenga así.

En diciembre se perdieron 140.000 puestos de trabajo y dentro del plan de recuperación económica de 1,9 billones de dólares de Joe Biden su propuesta de enviar 1.400 dólares adicionales a la mayoría de los estadounidenses parece ser ineficaz como método para reactivar la economía.

En buena medida, este dinero parte de un deseo que se quedó a escasos votos de ser realidad, a pesar del apoyo de la mayoría de los demócratas y de algunos republicanos en el Congreso. A todos les parecía insuficiente aquel ridículo cheque de 600 dólares; otros creen que muchos ni siquiera lo necesitaban.

El cheque de Biden no irá a las manos de todo el mundo; solo a las de aquellas personas que ganan menos de $ 75,000 o a los contribuyentes que presentan declaraciones conjuntas y que ganan menos de $ 150,000 al año.

Mark Zandi, economista jefe de Moody’s Analytics, a pesar de sus numerosas reservas en cuanto a esta estrategia de darle más dinero a la gente, dijo a CNN que el único argumento económico a favor de los cheques es que son una forma políticamente factible de introducir mucho dinero en efectivo en la economía con bastante rapidez.

“La política importa, y la velocidad es más importante que hacerlo bien”, expresó.

“Un pago único hace poco para estimular el gasto adicional”, manifestó por su parte Joel Prakken, economista jefe de EE. UU. en IHS Markit.

Prakken dice que las personas lo gastarán en compras innecesarias, lejos de ahorrarlo y cree que “cada vez es más difícil argumentar que será un estímulo inmediato para la economía.”

La realidad es que “la confianza” y la “estabilidad” es la que de un modo u otro rige la bolsa. La “unidad” entre demócratas y republicanos, entre todos los ciudadanos y residentes, la calma “política” y unos taxes más ajustados a la realidad -nada de darle “alivios” a los millonarios y multimillonarios- puede impulsar una economía que amerita, además, un esfuerzo nacional por una vacunación masiva.

Si la administración de Biden logra “sanar” y “unir” cada una de las fracturas existentes, los $1400 del cheque de Biden pudieran ser el último cheque por alivio que recibirán los norteamericanos; acostumbrados a lo largo de su historia a cada período de crisis económica que los golpeó.

La última de ellas, hacía fiesta caníbal con los sueños de los norteamericanos en el año 2008. Ese mismo año, Joe Biden se convirtió en vicepresidente de los EE.UU. No sería atinado decir que fue él quien resolvió el problema, pero al menos tiene experiencia en cómo se maneja y se supera una crisis económica.

Roberto A.

tal vez quieras leer: Joe Biden firmará 15 acciones ejecutivas en el Día Uno

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡Gana hasta $500 de saldo Cuballama! 11 días, 11 premios diarios.PARTICIPAR
+