Connect with us

Cuba

La voz de los jóvenes cubanos en redes sociales y un gobierno 2.0

Published

on

Por Silvia Alemán Fundora

En Cuba, un gobierno 2.0 usa las redes sociales para identificar a quienes piensan diferente y lanzar amenazas contra ellos y su familia. Algunos jóvenes activistas de SNET y periodistas de medios independientes fueron advertidos este sábado por la Seguridad del Estado

La parada hoy es otra. Hace unos meses, quienes esperaban una guagua local en la puerta de la Terminal de Ómnibus de La Habana, veían desfilar el vehículo en todo su esplendor, sin que el chofer se detuviera ni para dar un “chance”. Habían cambiado la parada de sitio, hacia una nueva frente al Parquecito de Comunicaciones, una cuadra más allá.

En ese momento, los encargados de transporte que pululaban por allí te explicaban que las paradas nuevas, llenas de letras chinas, habían significado una inversión del gobierno revolucionario. Por este motivo debías usarlas si querías acceder al transporte estatal.

En la mañana del 17 de agosto quienes explican, en ese mismo sitio, son policías y oficiales de la Seguridad del Estado. No tienen que dar los buenos días, ni ser amables. Son agentes con licencia para abusar. Toman el móvil de todo el que merodea los alrededores, lo revisan bien para asegurarse de que son transeúntes y les piden, en las peores formas, que se alejen de allí.

En este momento no hace falta amortizar la inversión. Hoy tienen que dar la imagen de que nada está pasando. De que nadie es SNET y de que la red no tiene ninguna fuerza. Para eso sirve en Cuba un gobierno 2.0.

***

En la era digital, buena parte de los problemas que afrontan los líderes mundiales se gestan en las redes. En ellas nadan y proliferan. De ellas se aprovechan nuestros políticos para ridiculizar a otros, a la vez que nos convencen de que, llenos de necesidades como estamos, vivimos en el mejor mundo que existe.

Por eso me sorprendió la tranquilidad con la que nuestro presidente, Miguel Díaz-Canel, anunció su incursión en Twitter, y la cumplió el 10 de octubre pasado. Como si fuese poco, el presidente instó a todos los ministros a hacer lo mismo, pues con esto la voz de los cubanos de a pie llegaría directamente a oídos de los funcionarios: el aparato de gobierno de Cuba estaría al alcance de todos.

Sin embargo, no fue vía Twitter –ni en ninguna otra forma– que el pueblo cubano supo las razones de la escasez de alimentos y de artículos de primera necesidad. Nosotros, cual borregos, fuimos a las colas, las sufrimos, discutimos o prescindimos de los productos. Nuestra mente de rebaño no necesitó saber nunca las razones.

Me gustaría que levantara la mano el cubano que se sienta conforme o informado con la gestión de los políticos de nuestro país en las redes sociales. Seguro ningún cubano sincero se atrevería a hacerlo.

Quizás le interese también leerSNET: otro capítulo de divide y vencerás en Cuba

¿Podrían decirnos las autoridades de Telecomunicaciones que no supieron acerca de la campaña que se desplegó vía Twitter exigiendo precios más justos a la compañía ETECSA?  Por supuesto que no. Solo que, como me dijo alguien, el Estado cubano hace mucho que dejó de actuar en favor del pueblo.

El gobierno 2.0 en Cuba funciona así: si mencionas un funcionario cubano en un tweet en el que reclames algo, este puede bloquearte con la excusa de que eres un troll, un gusano, o porque le da la gana. De este modo, los perfiles de instituciones y ministros solo sirven para promover triunfalismos y consignas que a nadie ayudan.

Entonces, ¿cuáles son las verdaderas utilidades de nuestro gobierno en las redes?

***

El pasado 11 de agosto los chicos de SNET se convirtieron en el enemigo. Jóvenes cubanos, sin otro trasfondo que la negativa a que la única empresa de comunicaciones de la isla siga desangrando al pueblo, reivindicaron su derecho a permanecer.

Hace más de diez años, cuando la conectividad para nosotros era impensable, unos chicos de barrio crearon la red de la calle. Sin fines de lucros, solo para jugar en red y ahorrarse el dinero de las películas. Miles de amores se gestaron entre estos internautas sin conexión. Y de repente el Estado, de golpe y porrazo, decide que esta red tiene que vincularse a los Joven Club de Computación.

La cosa se puso fuerte después de la reunión. Me hace gracia porque en esos casos te citan para comunicarte la decisión de otros, sin intercambio, sin que te defiendas, sin que te escuchen. Y procurar esto último es lo peor.

La semana siguiente a la cita estuvo seguida de una pugna vía redes sociales, en la que los jóvenes que creen en la firmeza del proyecto convocaron a una marcha para defender sus derechos. Las fuerzas represivas del país se encargaron de llegar a cada domicilio, de amenazar a estos jóvenes, e incluso, de hacerlos prisioneros dentro de sus propias casas.

Mediante un video posteado el 15 de agosto pasado, el jovencubano Ernesto de Armas denuncia que representantes de la Seguridad del Estado lo visitaron cerca de la medianoche, atemorizando a sus familiares y haciéndole ver que, de no desistir de su activismo a favor de SNET, sería apresado.

https://twitter.com/RealErnesto95/status/1161870596441018369

Ya en la víspera de la huelga, usuarios de Twitter denunciaron el arresto domiciliario de periodistas independientes, como Abraham Jiménez Enoa, director de El Estornudo. A Ariel Maceo Téllez, miembro del grupo Demóngeles, le fue peor. Lo apresaron solo por permanecer en el lugar donde se haría la protesta.

¿Y la libertad de expresión radica en amenazar y movilizar a la policía para que golpee al pueblo? ¿Es miedo sinónimo de democracia? La historia y el pueblo de Cuba son un gran negocio, que permiten gestionar con poco dinero el destino de muchos, y llevar mucho dinero a los bolsillos de pocos.

Hemos mutado, sí. Tenemos un gobierno 2.0, que usa las redes sociales para identificar a quienes piensan diferente y aplicarles técnicas de mafia italiana, versión 3.1.

(Este es un video que circula en redes sociales con la versión oficial de lo que sucedió el 17 de agosto, y obviamente la consiguiente desacreditación de todo aquel que disiente. Lo subió a su canal de Youtube alguien que se hace llamar Alex Guerrero Cubano)

 


 

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡ Recarga MÁS que DOBLE ! Por 20 CUC reciben 50 CUCRECARGA YA
+