Connect with us

Published

on

Una mujer en la Florida intentó estrangular en plena carrera a un chofer de Uber.

La mujer, presuntamente bajo los efectos del alcohol, mordió al chofer en el cuello hasta hacerlo sangrar.

Por si fuera poco le arañó también el pecho, hasta que unos testigos lograron controlarla.

Según informó ayer la Oficina del Alguacil del condado Pinellas, una mujer de la Florida, de 55 años de edad, trató de estrangular a un chofer de Uber, al que además mordió en el cuello, hasta hacerlo sangrar, no sabemos si con intenciones vampirescas para chuparle la sangre y rejuvenecer.

El chofer de Uber se salvó en tablita, gracias a que otras personas que fueron testigos de la escena. Una vez que el hombre pudo detener el vehículo lo ayudaron a quitarse de encima a la anciana loca y mordedora.

El hecho, increíble de por sí, fue afortunadamente captado por otro testigo, que no intervino en la separación de esta vieja Drácula del cuello de este chofer de Uber, pero que con su grabación sin dudas contribuirá a que la fiscalía esclarezca lo sucedido.

La mujer, Michele Stilwell, fue detenida el pasado domingo en la ciudad de St. Petersburg. Luego de pagar 15 mil dólares como fianza,salió ese mismo día de la cárcel. Afortunadamente no atacó a otro chofer de Uber.

Según se cuenta, la mujer estaba “encilindrada hasta el moño” con el alcohol y en medio de la trifulca, y con el chofer del Uber intentando detener el auto, ella logró pasarse del asiento trasero al delantero.

Una vez a su lado fue cuando todo escaló en la agresión.

Si antes había intentado estrangularlo -con lo cual evidentemente puso en riesgo su propia vida- después lo mordió en el cuello e hizo sangrar. Por si fuera poco, lo arañó en el pecho.

La policía no reveló detalles del chófer de Uber quien seguramente se las vio difícil luego en su casa, o ante sus amigos, intentando explicar de dónde había salido la mordedura en el cuello y los arañazos en el pecho. Y es que la historia es ¡de película! De esas que cuando te la cuentan tú solo puedes decir: “¡C´mon!”.

Por suerte, el conductor tuvo la dicha de ser visto cuando Stilwell le apretaba la garganta y acudieron en su ayuda y lograron reducir a la mujer y llamar a la policía. La anciana fue acusada de agresión agravada y hasta de manipulación de testigos.

Revela el medio que divulgó la noticia que el pobre hombre trató de llamar antes al teléfono de emergencia, pero presuntamente Stilwell le arrebató el celular de un manotazo antes de que pudiera hacerlo.

Ariel P.

tal vez quieras leer: Alerta: pedir un Uber ya no es tan seguro en Miami

 

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡¡¡ Repartimos 50 PREMIOS de hasta $300 !!!PARTICIPA YA
+