Connect with us

Cuba

Empresa Eléctrica falla y el perjudicado es el campesino

Published

on

Cuba cosecha de tomate hierbas Empresa Electrica
Foto Referencial: Periódico Invasor

La Empresa Eléctrica de Cienfuegos se deslinda de culpas en caso de campesino que solicita servicio eléctrico en su finca desde el 2012.

Evidentemente la entidad no quiere pensar “como país”, a pesar de tantos tuits del mandatario cubano Miguel Díaz-Canel.

La historia de un campesino que se quejó en la prensa oficialista por no contar con servicio eléctrico para echar a andar su turbina y regadíos, a pesar de que a tan solo 500 metros de su casa había un poste y un transformador, ha recibido respuesta de la Empresa Eléctrica. De hecho, en un diámetro de un kilómetro a la redonda, hay 13 transformadores. El organismo ahora afirma que “no contará con servicio” para este 2021 pues el mismo no fue solicitado.

tal vez quieras leer: Desde el 2012 pide servicio eléctrico; son solo 500 metros

«Entendemos el interés del productor, afirma, pero a partir de los aspectos señalados anteriormente, y la imputación de responsabilidad a nuestra empresa en lo que el cliente definió como “peloteo y maltrato”, declaramos Sin razón la queja, declara la Empresa Eléctrica en su respuesta al medio oficialista Juventud Rebelde, que a través de la Columna Acuse de Recibio actuó como “intermediario”, en la exposición publica de la queja de Víctor Robert Vicente, campesino de la Cooperativa de Crédito y Servicios Jorge Alfonso, residente en la localidad de Candelaria, municipio Cienfuegos

“Podemos agregar que él mismo reconoce que estos elementos le habían sido explicados anteriormente en la Empresa Eléctrica”, concluye en su fallo el organismo.

En resumen: la Empresa Eléctrica de Cienfuegos no ha recibido propuesta ni solicitud para la instalación del servicio ni por parte del campesino, ni por parte de la Cooperativa, y por tanto, en los planes para 2021 y 2022 no está aprobada ninguna inversión para electrificar dicha finca.

Quejas y peloteo

Sin embargo, por más que uno pueda acatar como válida la respuesta de la Empresa Eléctrica, por cuanto las inversiones precisan de un plan cotejado con anterioridad, el problema de Víctor Robert Vicente dice mucho de la ineficiente burocracia cubana.

El campesino lleva prácticamente una década solicitando el servicio a través de su Cooperativa, desde el mismo momento en que le entregaron la tierra en usufructo.

Eso fue en el 2012, fecha en que Víctor Robert Vicente inició trámites de solicitud de electricidad, no solo para alumbrar su casa, sino también – y esto es lo verdaderamente importante – irrigar las siembras.

Cuando visitó por primera vez la Empresa Eléctrica, el director comercial le orientó dirigirse a su CCS para hacer la solicitud a fines de año, y ser incluido en el plan de instalación de 2013.

Ahí fue cuando comenzó el problema. Víctor hizo la solicitud ante la dirección de la CCS, pero esta no la elevó a la Empresa Eléctrica, y por tanto no fue incluido en el plan del 2013.

El campesino esperó año tras año. Por ejemplo, en el 2016 le informaron que “ya estaba el cheque para hacer la compra de un panel solar y ubicarlo en la finca.”

Todo fue un engaño.

«De estar instalada la corriente eléctrica en la finca, decía, además de mejorar las condiciones de vida de los habitantes de la casa… se pueden incrementar los volúmenes de siembra de alimentos, por la situación tan difícil que presenta este renglón en la actualidad».

En el 2020, Víctor volvió a la Empresa Eléctrica. Allí le ratificaron que era la CCS quien tenía que hacer la solicitud, pues esta es quien cuenta con personalidad jurídica y contrato legal con la entidad.

Según se mira – y por más que se mire – hay dos problemas subyacentes en este entuerto que no permite que un campesino tenga servicio eléctrico para echar a andar su turbina y regadíos.

Uno, el principal, el afectado es el campesino, que además de ser burdamente engañado y peloteado, fue mal asesorado por la CCS que debió representarlo, y presentar su solicitud ante la Empresa Eléctrica. Dos, la Empresa Eléctrica piensa como “organismo”, deslindándose de toda responsabilidad. O sea, la culpa es de la CSS, pero el afectado sigue estando afectado, y por tanto se producirán menos alimentos.

Es decir: La Empresa Eléctrica de Cienfuegos no ha pensado “como país”, a pesar de tantos tuits del mandatario cubano Miguel Díaz-Canel.

Son apenas 500 metros de cable.

por Ariel P.

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡NOS HEMOS MUDADO! - Nueva web de Cubacomenta - Visítanos ->AQUÍ
+