Connect with us

Cuba

FedEx anuncia que abandona planes con relación a Cuba

Published

on

Avión de FEDEX

Bye bye a FedEx. La compañía líder – junto a UPS – de paquetería a nivel global anunció que sus planes de ofrecer servicio de paquetería a Cuba “quedan abandonados”  en espera quizás de que otros tiempos corran, pues al parecer la cacareada “apertura de relaciones entre EE.UU. y Cuba” ha fracasado.

El anuncio de que FedEx Corp. comenzaría a ofertar su servicio en la isla pasó, del momento de gloria más absoluta, el cake, los refrescos y los confettis a una espera prolongada, y finalmente a un detente que a juicio de la junta directiva se antoja eterno.

La compañía anunció este miércoles a través de un comunicado que “no solicitará una extensión de la fecha de inicio para el servicio aéreo de carga de Estados Unidos – Cuba entre Miami y Varadero”, confirmando así los temores de que finalmente no lo haría.

FedEx había anunciado durantes meses anteriores su intención de volar semanalmente cinco veces a la isla y también de querer comenzar así un periodo de evaluación de “opciones alternativas de servicio de carga total a Cuba”, según una carta que le enviara al Departamento de Transporte de los Estados Unidos en el año 2017.

La empresa con sede en Tennessee, obtuvo la aprobación del gobierno de los EE. UU. en el 2016 para efectuar vuelos de carga a Cuba, pero un año después, en el 2017, “citó una serie de obstáculos para iniciar el servicio, incluida la búsqueda de socios locales y la obtención de servicios terrestres en el aeropuerto.

En total, fueron dos años los que FedEx “intentó” hacer realidad unos planes que según fue visto en su momento por los más optimistas resultaría tan beneficioso al gobierno de la isla como la llegada de los llamados cruceros.

Sin embargo, no fueron pocos los expertos que le auguraron un fracaso monumental desde el inicio, teniendo en cuenta que el tema de las exportaciones a Cuba pasa por un largo listado de “NO SE PUEDE”, a la cual se le ha añadido ahora un rosario de empresas dentro de la isla con las cuáles “NO SE PUEDE” hacer negocios. Muchas de ellas estarían involucradas en las operaciones de recibimiento y descarga – además de la compra – ante lo cual FedEx ha decidido mantener su flota en tierra norteamericana y no despegar hasta que “mejores vientos” sostengan sus alas.

Comentarios

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO