Connect with us

Farándula

El Negrito descubre en América qué cosa es “el repo”

Published

on

repo al carro de El Negrito, en Miami

El repo, no el repa; el reguetonero de origen cubano Reinier Sarría, más conocido como “El Negrito” – ex integrante de un conocido grupo urbano que se hacía llamar “El Negrito, El Kokito y el Manu Manu” – conoció esta mañana qué cosa es “el repo”, o repossession, una palabra que se conoce mucho en América (EE.UU.) y que hasta series de televisión le han hecho, y por cierto, muy gustadas.

Sí, “repo”, repossession, es cuando viene el Tío Sam y te dice “dame acá eso, que no te pertenece, porque no lo has pagado“. Sucede con los carros, botes, propiedades que la gente cree que tiene, pero que en realidad le pertenecen al banco, que es quien financia eso que tú crees que es tuyo pero que no lo es.

Todo esto lo ha vivido esta mañana “El Negrito”, cuando vino la grúa del towing – remolque -, “alertada” por el GPS que tiene el carro internamente, y le enganchó el vehículo por el bumper delantero y se lo llevó.

Con su hijo en brazos, el reggeatonero cubano no pudo hacer más que grabar el momento en el que remolcaban su “supuesto” auto en la ciudad de Miami, Florida, por presuntamente incumplir la deuda que tiene con el financista.

El hecho ocurrió en la Coral Way y la 87, de la ciudad de Miami.

“Así es la vida asere”, se escucha al reggeatonero cubano decir durante la transmisión.

Y es que “así no es la vida”. No tiene por qué ser así, aunque sucede. Claro.

“El Negrito” tiene mucho que aprender de EE.UU., país en el cual decidió un día vivir. Un repo a un carro es muy poca cosa, creánme. Todos conocemos de gente que ha estado pagando por sus casas “religiosamente” durante años, y luego ha venido una crisis y lo han perdido todo de la noche a la mañana.

A veces, las crisis, son provocadas por los propios bancos, y a la gente no le queda más remedio que acudir al propio banco a refinanciar algo que está a punto de perder por culpa de los bancos mismos.

Para evitar “el repo”, lo que mejor uno puede hacer es seguir al pie de la letra ese consejo que, apenas llegas a este país te dicen los que más experiencia tienen: NO TE METAS EN UN CARRO DE LETRA.

América es dura. Ya tendrás tiempo de tener otro auto, Reinier. Incluso, un transportation, que no es muy lujoso, pero resuelve.

tal vez quieras leer: Osmani García estrena limousine Lincoln y será dorada como su Hummer

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡Recarga con DATOS en Cuballama! 20 CUC saldo + 1GB datos + 50MIN + 50SMS!RECARGA AQUÍ
+