Connect with us

Published

on

Personas como la protagonista de este video no tendrán muchas riquezas materiales, es verdad, pero son personas que sin conocerte apenas te ofrecen lo poco que tienen, que es bien poco, y que no arquean una ceja a la hora de brindarte un plato de comida o un buchito de café.

Un colaborador en la isla nos ha enviado este video filmado en la localidad de Limones de Estacadero, en el municipio Niquero, en la oriental provincia Granma, que muestra detalles de cómo es el campo cubano.

Allí, en lo que antes dirían que era “la manigua” – y que no es otra cosa que el campo cubano – en pleno siglo XXI, para lavar la ropa, si no hay lavadero, se las agencian con una goma de tractor picada por la mitad.

No existen datos exactos de crecimiento poblacional en Limones de Estacadero. Según el último censo de hace veinte años, dice Ecured, hay 14 casas y 63 habitantes en ese territorio.

En esta imagen satelital, prácticamente se pueden contar las viviendas con los dedos de ambas manos.

Limones de Estacadero

Limones de Estacadero /Mapa satelital

Las imágenes del video tomado en este lugar intrincado del campo cubano, hablan por sí solas.

A pesar de que es una escena propia del siglo XIX – nótese el estado de las viviendas, el niño descalzo, el piso de tierra – esta es la realidad en muchos de los llamados campos y bateyes en Cuba, donde la pobreza es absoluta; donde la tecnología, a veces ni la luz eléctrica ha llegado.

A pesar de eso, casi todos los habitantes en esos recónditos parajes de la geografía cubana son personas muy humildes y sencillas; personas que te saludan y dan los buenos días, buenas tardes y buenas noches. Personas que sin conocerte apenas te ofrecen lo poco que tienen, que es bien poco, y que no arquean una ceja a la hora de brindarte un plato de comida o un buchito de café.

Algo de eso podemos apreciar en el rostro de Mayelín, la dueña de ese pedacito de tierra, de su terruño. La mujer que sale lavando en “su lavadora” y que mientras la filman nos deja escapar una sonrisa.

Mayelín no tendrá lavadora Aurika 80, ni Samsung; quizás tenerla no la hace feliz, porque hay personas que con los años, les cuesta desprenderse de lo que poseen. Del olor del campo en la mañana; del cantío del gallo, de su terrenito para sembrar plátano y maíz; del patio con sus gallinas, un cerdo, y un perro para que los cuide. Gente así, yo conocí en Guisa, y en Buey Arriba; lugares que no están muy lejos, distantes de Limones de Estacadero.

Tal vez te interese leer: Solo el 33% de las tierras agrícolas en Cuba tienen buen rendimiento

Comentarios
2 Comments

2 Comments

  1. Arley

    August 9, 2019 at 5:00 am

    Hola estoy bien molesto no llegue a ver ni el video. Yo espero que las críticas sean para mal y que esta página de Cuba llama no sea otra página comunista pues para mi no es ningún alago ver a estas personas pasando trabajo. Este es el resultado de un comunismo en decadencia.

    • Redacción Cuballama

      August 9, 2019 at 6:13 pm

      hola, arley

      si no vio el video, no debió molestarse. trata precisamente del trabajo que en pleno siglo XXI siguen pasando las mujeres cubanas para lavar, en los campos. y cómo se las arreglan, como pueden. saludos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO