Connect with us

Cuba

Alpidio Alonso, “trabajando” duro el fin de año

Published

on

Alpidio Alonso Ministro de Cultura de Cuba

Alpidio Alonso anda haciendo campañitas, con artistas selectos, luego de no reunirse con los del 27N y sabotear el diálogo con ellos.

El Ministro de Cultura de Cuba ha trabajado en los últimos 30 días todo lo que no trabajó en el 2020

Desde el 27 de noviembre hasta la fecha, hoy 31 de diciembre de 2020 incluido, el ingeniero y fingido poeta Alpidio Alonso, Ministro de Cultura de Cuba, ha trabajado todo lo que no trabajó durante todo el año.

Ha trabajado tanto este pretendido poeta -con un solo poema memorable y antologable en su haber y que posiblemente no sea ni suyo- que hasta lo hemos visto viajando a provincia, impartiendo dizque conocimientos aquí y acullá, y regresando a La Habana para continuar con su labor proselitista y “educadora”, por lo menos partidista, reuniéndose con algunos artistas a los que intenta venderles ideas como esta: que siempre ha existido un diálogo entre los jóvenes y las instituciones.

Alpidio Alonso sabe que eso es una vil mentira, sin embargo, el NTV, ajeno a los comentarios que se manejan en Palacio, dice que “gracias a eso -al diálogo- se han hecho muchas mejoras a lo largo del tiempo”.

En una reunión, de hace apenas unas horas, Alpidio Alonso instó a los jóvenes a “acercarse a las instituciones y con su creatividad, contribuir a transformarlas” y dijo que “las políticas continuarán apoyando el desarrollo del arte genuino, auténtico”.

Ah, ¡qué bonito! Y que bien que haya rectificado. Así no pensaba el 27 de noviembre, ni el 28, y si lo pensó bien que se encargaron los que de verdad gobiernan en Cuba de borrarle toda idea “malévola” de su cabeza.

Alpidio Alonso, horas después de que una decena de creadores y artistas, y “jóvenes inquietos” en general, por el futuro represivo del país -la represión y la censura en el arte cubano ha sido muy evidente, en general, en los últimos años y los jóvenes creadores han sido los que más lo han sufrido, piénsese en todo lo sucedido con la llamada Muestra Joven de Cine– se personaron en el Ministerio de Cultura para hablar con él, no solo no quiso hablar con ellos, delegando toda responsabilidad en el faccia tosta de Fernando Rojas, sino que a partir de ese momento, saboteó todo posible diálogo con ellos, y de paso, se hace el sueco y el oídos sordos a toda la ola de calificativos groseros contra ellos, a los que en la TV Nacional los han llamado “enemigos del pueblo”, “mercenarios” y “peones del imperio norteamericano”.

noticia que pudiera ser de tu interés: #EstoySentadoEnElConténDelBarrio: un hashtag que pide libertad

Lejos de defenderlos abiertamente, Alpidio Alonso se ha movido por detrás del telón, reuniéndose con un grupo selecto de “otros artistas”, con inquietudes similares o no a los del 27N, pero evidentemente no tan cansados como aquellos que dieron la clarinada ese día.

Las reuniones no han sido tan provechosas. De hecho, han sido dolorosas, algunas, para sus oídos. Le han dicho en su cara hasta “alma mía” -nada de eso, claro, ha recogido el Sistema Informativo de la Televisión Cubana en ninguno de sus reportajes- y lo “más fuerte” que vimos han sido unas declaraciones de Israel Rojas y otras de Corina Mestre, -que por cierto, parece haber contraído la covid-19 en ese reunión, junto con Luis Morlote – la cual les dijo que ninguno de ellos (de los que estaban sentados en la mesa de la dirección) vive como viven los demás, a la vez que los exhortaba “diplomáticamente” a levantar el trasero de sus burocráticas sillas para acercarse y escuchar el clamor popular, el de los artistas y el de los que hacen cola en la bodega.

Alpidio Alonso podrá tener muy definidas sus estrategias para este 2021, pero en Palacio, repito, se mueven otros intereses. No lo hizo bien, y cuando “la maquinaria” piensa y juzga que un funcionario no lo hizo bien, no dudan en pasarle la cuenta.

Ariel P.

tal vez quieras leer: Artistas del 27N piden que cese el acoso y el hostigamiento



Comentarios

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO