Connect with us

Cuba

Tintorerías cubanas afectadas por ausencia de detergente

Published

on

jabón en Cienfuegos

Por Lucía Jerez

Las tintorerías en Cuba sufren apagones y también escasea el detergente. Los clientes deben llevarlo junto con su ropa a lavar

Aunque algunas personas lo ignoran y a otras le resulte raro, todavía en Cuba existen tintorerías. “Es que ya aquí hay muy pocas cosas que funcionan y nada me sorprende”, cuenta Margarita, quien por 30 años ha vivido en la calle Ermita del municipio capitalino de Plaza. Hace poco descubrió que la fuerza de sus brazos no es igual y ya no puede lavar.

“Una vecina me comentó sobre la lavandería Ayestarán, y llegué con mi bolsa de ropa. La señora me dijo que no había detergente. Tenía que llevarlo yo. Entonces fui y tras una cola enorme compré dos paqueticos de 60 centavos”.

En las últimas semanas se ha desatado un malestar bastante común respecto a la ausencia de este producto, incluso en los centros que se dedican a la higienización y planchado de las prendas. Si bien no son mayoría quienes acuden a estos servicios, algunos lo solicitan. Sobre todo ancianos que viven solos, personas que no poseen electrodomésticos para eso, o no funcionan, y hasta jóvenes de provincia que estudian en la ciudad.

Laura Aguirre, matancera, manifiesta que desde que comenzó su carrera ha llevado siempre sus pertenencias a la lavandería Ayestarán, donde una vez entregadas, paga en función de la cantidad y del trabajo. Aparte, le suman el gasto del detergente.

“Ayer me informaron que debía traerlo. Es algo que me resulta incómodo, pues si voy a este tipo de sitios es porque carezco de condiciones y tiempo para andar buscando esas cosas, y su importe es sumamente costoso. Si no hallo el módico tengo que conformarme con el de 1.75 CUC, que son aproximadamente 50 pesos, el total del estipendio mensual que me asigna la universidad”.

Dentro de los elementos que componen las necesidades básicas de la población en Cuba, el detergente es uno de los que más inquieta por su precio, lo pequeño del gramaje y su intermitencia en los mercados en divisa.

“Hemos tenido semanas donde no ha habido ni un solo paquete en venta. En muchas ocasiones entran los sacos grandes que cuestan demasiado dinero, hasta 15 CUC, y eso ningún cubano que viva de un salario puede adquirirlo” enfatiza Rafael, dependiente de una tienda ubicada en Paseo.

“Si además de escasear en nuestro establecimiento se pierde de los comercios, es muy difícil que podamos seguir trabajando, porque no tendríamos con qué hacerlo”, reflexiona Matilde, trabajadora de la tintorería ubicada en la calzada de Ayestarán.

La empleada afirmó que debido a la denominada “crisis coyuntural”, están afectados además por episodios diarios de apagones. “Por eso hemos rediseñado el horario habitual. Antes cerrábamos a las 2:00 pm, ahora es de 4 a 5. Sufrimos unas horas sin electricidad que retarda las tareas e incide en la planificación personal de nuestros clientes que a veces trasladan desde muy lejos sus prendas de vestir, sábanas y toallas”.

Si bien el aceite, el jabón y otros artículos de alimentación y aseo resultan inaccesibles por su cuantía en moneda convertible, puede que  sean encontrados en las bodegas a un precio razonable, pero con una calidad bastante inferior. Sin embargo, el detergente tiene un valor estándar, y solo aparece a niveles escandalosos, tanto en establecimientos estatales como en los negocios de los cuentapropistas.

 


 

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡Por 20 CUC reciben 40 CUC + 30 MIN + 30 SMS!RECARGA AQUÍ
+