Connect with us

EEUU

Hacker informático que huía hacia Cuba condenado a 10 años de cárcel

Published

on

Martin Gottesfeld

Martin Gottesfeld, de 34 años de edad y su esposa Dana huían hacia Cuba a bordo de un velero en febrero de 2016 cuando la nave quedó al pairo y el joven debió efectuar una llamada de socorro. La pareja fue rescatada por la tripulación del crucero The Disney Wonder, y una vez que fueron dejados en tierra en Miami las autoridades conocieron el porqué de la fuga. Gottesfeld, perteneciente a la red de hacker de Anonymous era el responsable de un ciberataque que afectó el sistema informático de un hospital infantil de Boston en 2014.

Desde entonces fue puesto en prisión preventiva por el riesgo de fuga, hasta que hace apenas unas horas el en un juicio celebrado en Boston, Massachussetts, se confirmara su sentencia: diez años de privación de libertad.

Su historia comenzó como la de un simple activista por derechos sociales. Gottesfeld se involucró en una campaña a través de Internet por la libertad de una adolescente de Connecticut, Justina Pelletier.

Luego de conocer que el Hospital de Niños de Boston concluyó que los padres de la menor estaban interfiriendo con el tratamiento psiquiátrico que necesitaba esta adolescente por sus problemas de salud, decidió aprovechar sus conocimientos informáticos y “provocar daños” al centro de salud.

Fue entonces cuando su activismo por Internet devino en par de ataques de de denegación de servicios, conocido por sus siglas en inglés (DDoS), el cual consiste en inundar de “pedidos de conexión” a una determinada dirección IP, lo cual provocó que durante dos semanas la red del hospital estuviera prácticamente sin funcionar debido a la “inundación” de datos, lo cual provocó su ralentización y hasta salida del sistema. Según la fiscalía demostró en el juicio, Gottesfeld “atacó – informáticamente – el centro de tratamiento residencial llamado Wayside Youth & Family Support Network en marzo de 2014, donde tenían a Pelletier, y otro a la red del Hospital de Niños de Boston en abril de ese año.

A pesar de que su esposa, Dana, durante una entrevista concedida a la revista Rolling Stones intentó minimizar la escapada, la actitud del joven en el juicio no demostró arrepentimiento en lo absoluto y desafiante dijo que “ojalá hubiera podido hacer más”. Dana también abrió una página en Facebook para “ofrecer”su versión de lo sucedido a través de varios videos que, a pesar de que tuvieron miles de reproducciones, poco influyeron en la decisión tomada por el juez.

El juez Nathaniel Gorton dijo que su crimen fue “despreciable, cruel y repugnante” y le ordenó además pagar la suma de 443.000 dólares por los perjuicios ocasionados al sistema informático de salud de ese hospital por su ataque informático.

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡Recarga Cuballama! 95 cuc extra + $20 para VOLAR a CUBA!RECARGA AQUÍ
+