Connect with us

Cuba

Cambio en Cuba: De informático a agricultor

Published

on

Cambio en Cuba
Cortesía: Juventud Rebelde

Los únicos ejemplos del Cambio en Cuba que son palpables y a veces hasta dolorosos de leer y escuchar, son como este: un informático convertido en agricultor.

La llamada “Pirámide Invertida” tiene en Ricardo del Toro Piñero, un joven de 29 años, graduado de Informática en la Universidad de Isla de la Juventud, el típico ejemplo de lo que puede ser un “Cambio en Cuba”. Piñero cambió su oficio de informático por el de agricultor, algo que solo suele suceder en países como Cuba donde, por ejemplo, el que atiende la piscina, mueve tumbonas, entrega y recoge toallas, puede ganar en una mañana, todo lo que ganaba como ingeniero en un mes.

Ejemplos sobran miles a lo largo de todo el territorio cubano. Ricardo es uno de muchos a los que la informática no le rindió los frutos necesarios para poder garantizar el alimento en la mesa; o tal vez las diversiones un fin de semana y decidió cambiar de rumbo.

La prensa oficial recoge este tipo de “Cambio en Cuba” incluso hasta como algo provechoso.

“Mi papá y mi mamá construyeron esta finca y en esta, está sembrado el futuro de la familia. Eso, sumado a la vocación natural que siento por el campo —desde que nací es lo que veía— la semilla campesina germinó y eso fue lo que pasó”, dijo al diario oficialista Juventud Rebeldeel joven licenciado en Informática por la Universidad Jesús Montané Oropesa, en el territorio.

Cambio en Cuba: De informático a agricultor

Un informático devenido agricultor. Foto: Juventud Rebelde

Por más que intentó disfrazar su intención por el cambio dado, no hay modo de entender que alguien prefiera el trabajo en el campo, donde “no hay sábados ni domingos libres (…) llueve, truene o relampaguee” por encima de un trabajo de oficina. Solo que en Cuba, la balanza económica y la realidad conspiran en contra del normal proceso de las cosas.

Es por ello que abundan los graduados universitarios dentro del sector del turismo, como el caso de Carlitos, Licenciado en Lengua y Literatura Inglesa y trabajador de la recepción en un hotel de Varadero; o el de Yuliet Soto Cruz, Licenciada en Economía y dependiente gastronómica en un restaurante.

No se trata solo del sector estatal (turismo principalmente), también llueven los graduados universitarios trabajando como dependientes en conocidas paladares de la capital cubana.

Es similar a la historia de Alexander Hernández Ortiz, un joven residente en la provincia de Ciego de Ávila, quien estudió Contabilidad y Finanzas, se licenció en Matemática y Computación, pero con dos títulos ejerce como vendedor de churros en Ciego de Ávila porque al decir de una periodista que lo entrevistó, “la cuenta no le dio”. Otro ejemplo del “Cambio en Cuba”.

“Lo que tenemos que entender e interiorizar es que con el trabajo duro y diario en el campo se defiende, en primer lugar, a la Revolución, el cumplimiento de los planes que se pactan con la cooperativa y con el territorio; y en segundo, el orgullo de la familia y de los campesinos”, dijo por su parte Ricardo del Toro Piñero, con el floppy disk revolucionario insertado.

Este informático convertido en agricultor confiesa que le gusta la música romántica de Marco Antonio Solís -casado con una cubana- y la de Chayanne. Además, adora los corridos mexicanos y el reguetón.

por Ariel P.

tal vez quieras leer: Cuba: Doctor en Ciencias tiene que cosechar alimentos en el patio de su casa

Comentarios

¿Quieres reportar algo? Envíanos tu información a:

[email protected]

LO MÁS TRENDING

LO MÁS VISTO

¡Recarga de la Madres! Por 500 CUP reciben 1500 CUP + 1GB DATOSRECARGA AQUÍ
+