Breve compendio semanal de la escasez en Cuba

Havana
algo de nubes
25.2 ° C
25.2 °
22 °
69 %
4.6kmh
20 %
Mar
27 °
Mié
27 °
Jue
28 °
Vie
28 °
Sáb
28 °

Si «en una semana» se pudieran reunir algunos de los ejemplos más significativos que muestran en toda su magnitud y dolor la miseria y la escasez en Cuba, de seguro no muchos aludirán a los cientos de colas vistas, a los alimentos inexistentes y a aquellos que, si aparecen, aparecen con precios exhorbitantes. Tan exhorbitantes que, una tienda, Fress, que abrió en Carlos III cerró a los tres días de abierta por la presión ejercida por los mismos cubanos que calificaron el hecho – los precios – como un atropello y un abuso.

Sin embargo, no nos detengamos ahí. Sumemos, con dolor, el león marino muerto aparentemente por inanición – y descuido higiénico también – en el Acuario Nacional.

Otros animales, desnutridos y sin medicinas, sobreviven a duras penas en el Zoológico de Caibarién, señala hoy el portal ADN Cuba.

Pero, no nos quedemos ahí.

Según declaraciones dadas a Radio y Televisión Martí por Bárbara Isaac Rojo, la madre de dos jóvenes cubanas encarceladas por manifestarse el 11 de julio en Placetas, Villa Clara, a los detenidos en el penal de Guamajal, en esa localidad, se les está dando una pésima alimentación.

Isaac Rojo denunció que la alimentación en el penal no contiene los nutrientes mínimos para garantizar la salud de los reclusos, tal como establece la carta de Naciones Unidas sobre el tema; y mencionó que les están dando «puré de patatas y plátanos hervidos.»

«Eso no es ni remotamente una buena dieta. Sin embargo, los funcionarios y trabajadores de la prisión comen arroz, carne y frijoles todos los días en el almuerzo», denunció la madre de las también llamadas «Jimaguas de Placetas».

Las Jimaguas de Placetas. Dos jóvenes cubanas encarceladas por manifestarse el 11 de julio en ese municipio de la provincia de Villa Clara.

Internautas reaccionaron a un post en Twitter colgado por el cubano Manuel Milanés. En el post puede verse basicamente esto: una farmacia llena, pero no de medicamentos como debería ser, sino llena de consignas. Un verdadero ejemplo de la escasez en Cuba (aunque no de consignas y de «ideas» para ocultar la miseria)

Uno de los carteles que muestra esta farmacia sin medicamentos es un «Gracias Fidel», pero no es el único. También pueden leerse otros que expresan: «Viviremos y venceremos»; «Cuba por la Salud» y «Fuerza Cuba».

La imagen muestra una farmacia con los anaqueles casi vacíos, y un cliente esperando, aunque a juzgar por la fotografía, que fue compartida en las redes sociales de los cubanos, donde sigue sumando reacciones y comentarios, no recibirá mucho, pues no hay casi nada a la venta.

Ni siquiera hay escobas de plástico, «decentes y normales» en el hospital pediátrico de Camagüey.

Al auxilio de esa instalación hospitalaria llegaron Los Navarros, una empresa privada que se especializa en ventas mayoristas de productos hechos a partir de la reutilización del plástico y otras materias primas que les hicieron entrega de un donativo de escobas, pero ¡de guano!

El hecho, símbolo también de la miseria y la escasez en Cuba, alarmó a muchos en las redes sociales, por recordarles lo peor de lo peor dentro de los muchos años de escasez en Cuba.

«Cierto es que las ayudas solidarias siempre se agradecen, pero creo que ser decente, incluso en la solidaridad, nunca está de más. Solo observen la imagen. En La Cuevita, La Habana, Cuba, se venden mejores escobas y cubos», comentó en Facebook el periodista independiente Jorge Enrique Rodríguez.

Tal vez la mejor muestra de la escasez en Cuba la dio recientemente una influencer española que viajó a la isla. Tras su llegada a España su frase, descarnada pero justa fue: «No hay nada».

tal vez quieras leer: Influencer española viajó a Cuba y acabó espantada por el socialismo

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

¡Gestiona tu PAROLE HUMANITARIO con Cuballama!PEDIR CITA
+