¿Qué pasará si los «camellos» vuelven a tomar La Habana?

Havana
nubes dispersas
23.2 ° C
23.2 °
23.1 °
100 %
0.5kmh
40 %
Lun
29 °
Mar
31 °
Mié
30 °
Jue
31 °
Vie
28 °

En días recientes publicamos en Cuballama sobre el regreso de los “ camellos” a La Habana  a partir de una foto y una información que luego corroboramos con funcionarios del Ministerio de Transporte, que si bien no quisieron confirmar la noticia tampoco la negaron.

“Es una idea que se está manejando” nos dijo un directivo en condición de anonimato acerca de la posibilidad del regreso de los camellos. Lo cierto es que ya hay algunos vehículos de este tipo circulando por las calles de la capital cubana al precio de 20 pesos por pasajero. Quizá se trate de alguno de esos experimentos que se realizan en Cuba y luego llegan para quedarse.

Recientemente se confirmó que la Isla de la Juventud también ha vuelto a recibir a los “ camellos”, una bienvenida que no ha sido muy bien acogida por los pineros porque lógicamente los llevan a los días mas terribles del periodo especial , que ya han regresado no por arte de magia sino por la ineficencia del gobierno cubano que no encuentra salidas plausibles a la crisis más allá de culpar a Estados Unidos por la falta de casi todo. O de todo.

Pero para ser honor a la verdad los «camellos» nunca han dejado de circular en Cuba. En su momento desaparecieron de La Habana pero no del país. Las autoridades enviaron esos insufribles armatostes de hierro a otras provincias para aliviar una crisis de transporte perenne en esos territorios.

Los mandaron a cubrir algunas de esas rutas en las que los autos parecían fantasmas y las personas tenían ( tienen) que recurrir a las variantes más insospechadas para trasladarse en su vida cotidiana. Lo que podríamos considerar, sin miedo a exagerar, un panorama terrible y desolador. Lo peor es sin duda que la crisis de transporte en todo el país parece no tener fin, algo que vuelve a reflejar la ineptitud de un gobierno para resolver los problemas más elementales de su gente.

“ El camello” fue el rey de las calles de La Habana durante los años 90.  El rey y el suplicio. Los cubanos salían en las madrugadas para llegar al trabajo o la escuela y las fotografías eran escalofriantes. Los “ camellos” repletos y las personas “colgando” de las puertas de metal de aquellos monstruos del asfalto en un arrojo de intrepidez que como se sabe le costó la vida a más de uno.

No hay muchas diferencias a la crisis de aquellos años a la que se vive ahora. Diríamos incluso que la de este presente gris e hirsuto se hace más grave, por la migración masiva de miles de personas ( sobre todo jóvenes) que han puesto en jaque el  futuro de un país donde muchos ya no ven futuro. Cuba se va de Cuba, diría un joven artista.

Y la posibilidad cercana de que los “camellos” dejen de rodar sin timidez y tomen en todas sus dimensiones de nuevo las calles de La Habana podría estar prácticamente al doblar la esquina. De todas formas crucemos los dedos para que estas violentas construcciones rodantes no incrementen las penurias y las molestias de la vida en una ciudad cuya naturaleza se hace cada vez más hostil.

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA desde → $1.79 x LBENVÍA AQUÍ
+