Cubano prostituía a mujer, en su casa de Hialeah convertida en burdel

Havana
nubes
22.2 ° C
22.2 °
22 °
83 %
5.1kmh
100 %
Vie
22 °
Sáb
27 °
Dom
27 °
Lun
27 °
Mar
27 °

Un cubano residente en Hialeah, la famosa «ciudad que progresa» fue arrestado bajo la acusación de operar su casa como un burdel donde, increíblemente, prostituía a su mujer.

Según el informe de su arresto, citado por el canal local de noticias Local 10, la Fuerza de Tarea contra la Trata de Personas de la Oficina del Fiscal del Estado de Miami-Dade, de la cual es miembro el Departamento de Policía de Hialeah, recibió información de que varias mujeres se dedicaban a la prostitución en la casa del cubano Gustavo Luis Borrego, localizada en la calle 35 del oeste, en Hialeah.

De inmediato la policía puso en marcha una operación encubierta que reveló detalles interesantes. Vieron a un hombre que entraba a la casa el martes por la tarde y salía 30 minutos después.

Tras ser detenido este sujeto, confesó que había respondido a un anuncio de sexo.

Según su confesión, él llamó a un número de teléfono, una mujer le contestó y le indicó la dirección donde debía ir. Según dijo, pagó $140 a cambio de actos sexuales.

Minutos después un detective encubierto repitió la misma acción. Llamó al número de teléfono del anuncio y negoció $130 a cambio de sexo.

Una vez que llegó a la casa, entregó el dinero primero y luego detuvo a la mujer. El cubano, mientras, estaba en el patio trasero de la casa.

Así explicó su caso el canal América Tevé.

La mujer dijo que dos semanas antes, ella respondió a un anuncio: una oferta de trabajo que buscaba «acompañantes sexys». Dijo también que un hombre, la recogió en Fort Lauderdale, «negoció» el trabajo con ella y luego la llevó de regreso a su casa.

El acuerdo, según explicó ella incluía que ella realizaría actos sexuales con clientes, utilizando uno de los dos dormitorios de la casa, dijeron las autoridades.

Este cubano residente en Hialeah le dio además a la mujer un teléfono, que sería el que utilizaría para concertar “citas sexuales” con los clientes. El cubano le dijo que le proporcionaría alojamiento en su casa de Hialeah siempre y cuando ella le diera $40 por cada cliente que recibiera.

Por este «servicio», Borrego enfrenta ahora cargos de obtener sustento de las ganancias de la prostitución, uso ilegal de un dispositivo de comunicación, alquilar un espacio para la prostitución y solicitar a otro que cometa prostitución.

tal vez quieras leer: Arrestan a cubano en Hialeah relacionado con un brutal apuñalamiento

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA → 44LB x solo $79ENVÍA AQUÍ
+