Denuncian trabajo agrícola infantil obligatorio en escuela primaria

Havana
algo de nubes
23.2 ° C
23.2 °
23.1 °
100 %
1.5kmh
20 %
Vie
30 °
Sáb
30 °
Dom
30 °
Lun
30 °
Mar
29 °

Padres de los alumnos de la escuela primaria Juan Pedro Carbó en la ciudad de Artemisa, en la provincia de igual nombre, denunciaron que a los niños se les obliga trabajar diariamente en el huerto escolar, según reporta el periodista Dallán Calderín en el medio comunitario independiente El Majadero de Artemisa, inscrito en la red del Instituto Cubano por la Libertad de Expresión y Prensa (ICLEP).

El reporte refiere que “el empleo de niños como obreros agrícolas ha encontrado el rechazo masivo de los padres, quienes señalan que no solo pierden tiempo que restan a las clases, sino que al final del día disminuyen los ánimos para realizar tareas extra-clases”, debido al cansancio que les provoca una actividad demandante físicamente como la de cultivar la tierra.

Según comentó a Calderín un profesor de tercer grado apellidado Galindo, este regreso a la antigua iniciativa promovida por el Ministerio de Educación y la Organización de Pioneros José Martí décadas atrás, se debe a “exigencias del ordenamiento económico”.

Razón respaldada por otra maestra de sexto grado de primaria que responde al nombre de Norma Almirante, quien abundó que “fue necesario retomar las labores en el huerto escolar, algo que había quedado en el olvido, debido a la crisis del país”.

Maura Recio, madre de un alumno de este grado de primaria fue quien explicó al medio comunitario de la ICLEP que “el trabajo agrícola de los niños es diario”, y regresan a las casas con los uniformes muy sucios, lo que implica lavarlos con igual frecuencia diaria. “No tengo jabón para lavar todos los días. En la bodega lo que dan no da para bañarse el mes completo”, expresó la madre.

El sistema de educación implantado en Cuba después de 1959 defendió formar a los niños desde la filosofía de “estudio y trabajo” acreditada a José Martí, lo que implica que a la par de las actividades escolares y recreativas, los alumnos de todos los niveles primario, secundario, preuniversitario y universitario, dedicaran largas jornadas al trabajo en los campos, desempeñándose en todas las tareas agrícolas que se les encargaran.

Así, aparte de los “huertos escolares” ubicados en la escuelas primarias, se implantó el régimen conocido como “escuela al campo” que invertía primero varios meses y luego 30 días del curso escolar de los alumnos de secundaria básica en concentrarlos en campos de trabajo bajo condiciones comúnmente muy desfavorables, para que trabajaran largas sesiones matutinas y vespertinas en los campos. Lo mismo para las ESBEC (secundarias en el campo) y los IPUEC (preuniversitarios en el campo), donde durante todo el curso se dedicaban numerosas sesiones a estas labores.

¿Quieres reportar algo?

Envía tu información a: [email protected]

Lo más leído

Quizás te interese

Envíos a CUBA → Desde $2.99 / LBENVIAR AQUÍ
+